¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

Condenados a 296 años de cárcel Itziar Alberdi y Narváez Goñi por el asesinato de dos Tedax

etarraas-carcel-03-12-15

La Audiencia Nacional ha condenado a 296 años de cárcel a los etarras Itziar Alberdi Uranga y Juan José Narváez Goñi como autores del envío de un paquete bomba desde una empresa de mensajería de Toledo a su central en Madrid que el 12 de junio de 1991 provocó la muerte de dos agentes de los Tedax que intentaban desactivarlo. [Lea la sentencia en PDF]

El tribunal considera probado que los dos etarras cometieron el atentado, en el que resultaron heridas otras diez personas, junto al también terrorista José Luis Urrusolo Sistiaga. Los tres, "en cumplimiento de los objetivos" de ETA, decidieron preparar un paquete con una bomba y enviárselo al presidente de la empresa Construcciones Atocha, que estaba participando en el proyecto de la autovía de Leizarán.

Alberdi Uranga, absuelta en dos ocasiones por la Audiencia Nacional y el Tribunal Supremo, y Narváez Goñi, condenado a 60 años de cárcel por el asesinato de dos policías en Barcelona, permanecieron durante 22 años fugados de la Justicia hasta que fueron descubiertos en febrero de 2014 en la localidad mexicana de Puerto Vallarta, donde vivían con sus dos hijos y trabajaban, respectivamente, como masajista y profesora de yoga.

La resolución judicial, dictada por los magistrados Manuela Fernández de Prado, Nicolás Poveda y Fermín Echarri, señala que Alberdi Uranga "obtuvo la información de varias empresas de transportes de Toledo que podían utilizar" los terroristas. A esos efectos, tomó nota de sus direcciones, teléfonos, horarios y plazos para la entrega de un paquete dirigido a Madrid.

Los etarras escogieron la empresa de mensajería Servitrans, situada en el paseo de la Rosa de Toledo, y prepararon un paquete cargado con tres kilos de amonal provisto de un artefacto dispuesto para estallar en el caso de que fuera localizado por los artificieros y lo intentasen desactivar. Lo envolvieron en un papel de estraza que contenía una frase escrita por Narváez Goñi: "Recogeran Miguel Moreno Martínez (Madrid)".

El 11 de junio de 1991, cuando Alberdi Uranga ya se encontraba en Valencia para alquilar un piso para ETA, otros de los miembros del 'comando' se trasladó a Toledo con el paquete y lo depositó en la empresa Servitrans pidiendo que lo entregasen al día siguiente en la sede de Construcciones Atocha en Madrid, situada en la calle Ortega y Gasset.

El paquete no pudo ser entregado porque la compañía había cambiado de sede, por lo que fue devuelto a las oficinas de la empresa de mensajería en la calle Santo Toribio. Al comprobarse que el remitente era ficticio, los trabajadores llamaron a la policía, que procedió a acordonar la zona y trasladar a sus efectivos en la desactivación de explosivos.

Los agentes Andrés Muñoz Pérez y Valentín Martín Sánchez se hicieron cargo del paquete y lo llevaron a la furgoneta policial que habían aparcado frente a la empresa. En el momento en que se disponían a examinar el artefacto, éste hizo explosión causando la muerte de los dos artificieros.

Letra de la acusada

El tribunal esgrime como principal prueba contra Alberdi Uranga la autoría de una hoja manuscrita en la que se recoge una relación de empresas de mensajería y que está encabezada por Servitrans. La letra, según los informes periciales que obran en la causa, es la misma que la que aparece en el contrato de alquiler del piso de Valencia que utilizó el 'comando' que asesinó en marzo de 1992 en Valencia al catedrático Manuel Broseta.

La defensa de la etarra alegó que su representada fue absuelta el pasado 13 de noviembre en un procedimiento similar que se siguió por el asesinato en 1991 de tres policías que participaban en la desactivación de un paquete-bomba en Villaverde que estaba dirigido al Ministerio de Justicia. El Supremo anuló por falta de pruebas la condena de 119 años de cárcel que había impuesto la Audiencia Nacional.

Sin embargo, el tribunal adelanta que, "aunque se trata de un atentado análogo", las pruebas que se han practicado en este juicio "no son las mismas que se aportaron en aquel procedimiento, donde no se pudo relacionar a los tres miembros del 'comando'.

Tras apuntar que en aquel caso existían unas anotaciones de la acusada con la compañía de transportes de Valladolid que se utilizó en el atentado aunque con Sevilla como destino, la sentencia señala que el listado de empresas incautado en este caso recoge "mayores precisiones".

Narváez Goñi, por su parte, sería el autor del texto que formaba parte del paquete y habría preparado su embalaje, según el tribunal, que no puede determinar si fue él o Urrusolo Sistiaga quien entregó el paquete bomba en Toledo.

EUROPA PRESS

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

LOGO BLOG

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día