¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

TODAS LAS NOTICIAS
CIRCULO AHUMADA

TODAS  LAS NOTICIAS CIRCULO AHUMADA

FELICITACION NAVIDAD
  CIRCULO AHUMADA

CIRCULO AHUMADA FELICITA LA NAVIDAD

REVISTAS
CIRCULO AHUMADA

solo portada 175 WEB copia

VISITA VIRTUAL  MUSEO
GUARDIA  CIVIL

GC MUSEO

 
 

Falta lo otro

Ussia

Alfonso Ussia

Artículo de opinion del Socio de Honor de Círculo Ahumada -Amigos de la Guardia Civil, D. Alfonso Ussia, pubicado en el diario La Razón el 14 de enero de 2014

Con el homenaje rendido por Rajoy a la Tumba del Soldado Desconocido en el cementerio de Arlington, se cierra correctamente la página negra de la grosería interpretada por Zapatero a la Bandera de los Estados Unidos. Era Bush el Presidente por aquel entonces. Posteriormente rectificó, pero tarde. Y solicitó excusas, pero laxas y de una sinceridad sujeta a la sospecha. No sólo perdió España el afecto de una de las naciones amigas más leales, sino miles de millones de dólares que dejaron de invertirse en nuestro país. El actual Presidente del Gobierno de España ha elegido el rendimiento de honores a la Bandera americana como el primer acto oficial en su viaje a Washington, y creo que ha acertado plenamente. Podría haber elegido mejor el abrigo, que le quedaba corto y lejano a la estética, pero se trata de un asunto menor. Estoy convencido de que fue consecuencia de un consejo de Arriola: «Mariano, el abrigo corto, como de colegial, que allí gusta mucho». El agravio infame a los Estados Unidos se ha borrado y España se ha excusado libre y voluntariamente. Buen paso. Ahora falta arreglar lo otro, para lo cual Rajoy no sirve. Urge subsanar los efectos desastrosos de la visita de la familia Zapatero a la Casa Blanca con las niñas vestidas de gamberras. De fuentes bien informadas he sabido que aún, a estas alturas de su vida y de su cargo político e institucional, el Presidente Barack Obama experimenta en las noches angustiosas pesadillas. Se administra toda suerte de productos de farmacopea, y aun así no descansa. El problema es que Zapatero ya no es el Presidente del Gobierno, y mucho pongo en duda que le compense hacer un viaje a Washington para visitar a los Obama con las niñas vestidas de personas normales. Pero en su responsabilidad como ex Presidente está obligado a intentarlo en beneficio del PIB, de la prima de riesgo y de las inversiones que auguran los del Morgan Stanley, que según parece pasan por una época de confianza recuperada en la economía de España. Una formidable noticia que nos ha alegrado sobremanera a los españoles que caminamos felices y unidos en pos del barranco. Se me ocurre ahora que quizá lo del abrigo corto de Rajoy en el cementerio de Arlington, más que de un consejo de Arriola venga de la política de recortes. Si así fuera, enviaría inmediatamente mi elegante abrigo al sastre para que me lo mutile en cincuenta centímetros como poco. Todo, menos desobedecer las directrices del Gobierno.

Insisto en que Rajoy no tiene culpa alguna de la visita familiar de los Zapatero a la Casa Blanca, aunque no perjudica su lealtad constitucional si hace de la capa un sayo y presenta sus diculpas en nombre de su predecesor. No sólo a Obama, sino a la mujer de Obama y a las dos hijas de los Obama, que también sufrieron lo suyo. De esta forma, quedarían zanjadas las dos groserías provenientes de nuestros poderes y padecidas con gran resignación por el pueblo norteamericano.

No obstante, aún somos para los Estados Unidos un cariñoso punto en su horizonte. Como bien ha escrito César Vidal en estas páginas, aún estamos lejos, por desgracia, de que España sea para los Estados Unidos lo que fue en los tiempos de Aznar. Paso a paso. El contencioso de la Bandera forma parte ya de la peor historia de nuestros gestos. Obama ha reconocido el gran esfuerzo de los españoles –no lo sabe bien–, para equilibrar la economía. Rajoy se ha recortado el abrigo, y Morgan Stanley ha valorado positivamente la decisión. Sólo falta lo otro. Lo de las niñas de Zapatero, que aún colea entre las ramas de los grandes robles de la Casa Blanca.

 LA RAZON – 14-01-2014

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

 

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día