¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

LA SOBERANIA Y LA DIVISION DE PODERES

enriquearea

Enrique Area Sacristan

Articulo que nos envía nuestro colaborador en Benemerita al Dia, D. Enrique Area Sacristan, Teniente Coronel de Infanteria y Doctor por la Universidad de Salamanca.

 

LA SOBERANÍA Y LA DIVISIÓN DE PODERES


Basandonos en Alessandro Passerin D´Entréves, “La noción de Estado”, Ariel Derecho, 2001. Profesor en la Universidad de Oxford y Turín, podemos afirmar que la tesis fundamental que mantiene es que la división de poderes no es incompatible con una clara noción de la soberanía, sino que en realidad la presupone. Semejante afirmación es, en muchos aspectos, absolutamente heterodoxa, pero creo ofrece la única solución posible para desentrañar numerosos enigmas planteados por la moderna teoría del Estado.

En primer lugar, porque es el único medio de dar explicación al hecho de que la doctrina de separación de poderes se enunciase y alcanzase el éxito que obtuvo en un tiempo en que la idea de soberanía del Estado había ya triunfado y era generalmente aceptada. Desde el momento en que se afirma que la soberanía es el rasgo por el que se distingue el Estado de otras instituciones y el Derecho positivo de otros Derechos, es difícil creer que la división de poderes pueda haberse concebido con la intención de poner en duda la verdadera existencia del Estado haciendo saltar en pedazos la noción de soberanía. Se debe especificar que las Comunidades Autónomas tienen sus propia división de poderes que, en principio deben hacer respetar no sólo las normas emanadas de los Parlamentos o Asambleas autónomas sino, con prioridad, las Leyes emanadas del Parlamento español. Es lo que denominaríamos “efecto cascada” para que el sistema funcione y cuyo fin es hacer más ágil la administración del poder.

En segundo término, debe tenerse en cuenta que, en cualquier caso, la tesis de la división de poderes, en sus detalles técnicos, no es una teoría política, sino jurídica: no responde a la pregunta de quién sea el titular de la soberanía, sino solamente a la cuestión de cómo debe organizarse el poder en orden a la realización de ciertos fines cualquiera que sea dicho titular. La doctrina es conciliable con cualquier sistema político excepto con un sistema arbitrario. La Constitución de los Estados Unidos ofrece el mejor ejemplo de ello comenzando con la frase “Nosotros, el pueblo…” y haciendo conciliables la más rotunda vindicación de la soberanía popular y la mas vigorosa afirmación de la división de poderes. Es pues la realización de ciertos fines en beneficio del pueblo y de su soberanía la razón de ser de esta división de poderes. Me pregunto a qué pueblo y a qué fines rinde tributo esta separación descentralizada de poderes en Cataluña y Vascongadas.

Por último, y este punto es acaso el más importante, la auténtica finalidad perseguida por la doctrina de la división de poderes, asegurar la realización de los fines para los que se instituyó, no han sido alcanzados en España porque no se ha asegurado la soberanía del Estado. Sólo conociendo quién tiene el poder de mandar puede lograrse aquella “tranquilidad de espíritu” tan alabada por Montesquieu como condición de la libertad política. Pero la tranquilidad de espíritu, es decir, “la certeza jurídica, no puede darse salvo que conozcamos los diferentes canales a través de los cuales se nos impone el poder a quienes somos los legítimos interpretes del poder del Estado; y salvo también que el Estado, a su vez, sea lo suficientemente fuerte como para no permitir que otros poderes soliciten nuestra sumisión" como está ocurriendo en Vascongadas y Cataluña.

Todos estamos de acuerdo en que la división de poderes constituye la médula de la noción liberal de Estado, pero pocos tienen en cuenta que la erección del moderno Estado soberano fue una condición esencial para la libertad que hoy deberíamos disfrutar y apreciar sino se hubiera producido una deslealtad por parte de los nacionalistas a los Pactos de la Moncloa.

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

LOGO BLOG

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día