¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

TODAS LAS NOTICIAS
CIRCULO AHUMADA

TODAS  LAS NOTICIAS CIRCULO AHUMADA

FELICITACION NAVIDAD
  CIRCULO AHUMADA

CIRCULO AHUMADA FELICITA LA NAVIDAD

REVISTAS
CIRCULO AHUMADA

solo portada 175 WEB copia

VISITA VIRTUAL  MUSEO
GUARDIA  CIVIL

GC MUSEO

 
 

Noruegos

ussia

Reproducimos un artículo de opinión publicado en el diario La Razón y escrito por Alfonso Ussía, socio de honor de Círculo Ahumada.

Los nórdicos son buenistas. Aquel Olof Palme con la hucha en las calles de Estocolmo es todavía el dibujo de la doble moral escandinava. Tienen motivos suficientes para la extrañeza vital. Un largo invierno donde todo es noche y un corto verano donde todo es día. Buenos marinos. Los islandeses afirman que sólo ellos son los auténticos viquingos, y que los suecos, noruegos y daneses se han apropiado de los cuernos. Finlandia queda a trasmano, en el olvido, porque consideran que es más rusa que escandinava.

De todas las naciones nórdicas, la más rica y próspera es Noruega. Milagros del subsuelo. Hace años, los farsantes de todo el mundo le daban sablazos a los suecos, y Noruega ha tomado el relevo. La riqueza de Noruega no es consecuencia de la superior inteligencia de sus gentes, sino del petróleo. Hagan una prueba. El Nobel de la Paz, que es el único que se concede en Noruega y se entrega en Oslo. Han acertado en pocas ocasiones y entre los galardonados figuran toda suerte de farsantes, engañabobos y hasta genocidas. Por ahí se mueven Esquivel, y Rigoberta Menchú, y Yasser Arafat, y no aparece el nombre de Osama Ben Laden porque, al menos en una ocasión, los miembros del Jurado se reunieron en un ambiente de sana sobriedad.

Ahora se ocupan de la ETA, Batasuna y todos los disfraces del terrorismo. Acaban de concederles un millón y medio de euros para que mantengan su pulso con un Estado de Derecho y más de mil asesinados. No proviene el dinero de un noruego millonario con deseos de hacer el indio, sino de una agencia dependiente del Ministerio de Educación e Investigación del Gobierno de aquel civilizado y sorprendente país, por otra parte, de una belleza natural asombrosa.

En un viaje a Sudáfrica pude comprobarlo. En Ciudad del Cabo, en una urbanización que en nada envidia a la de Puerta de Hierro de Madrid, habita monseñor Tutú, amadísimo por los nórdicos europeos. Su casa está rodeada de más de veinte mil metros cuadrados de preciosos jardines, que cuidan con esmero decenas de jardineros que lucen un distintivo amarillo. Los pagan los escandinavos. Pero los nórdicos ignoran el hecho. Los representantes de Tutú – puede ser Tutu–, no reciben a los donantes bienpensantes provenientes de la fría Europa en Ciudad del Cabo. Lo hacen en Soweto –South West Town–, uno de los barrios más miserables y conflictivos de Johanesburgo. Y allí, en una chabola, sin jardineros ni lujos floridos, engañan a los buenistas haciéndolos creer que ahí pasa las noches el inefable monseñor. Son extraordinariamente generosos, y bastante fáciles de engatusar.

Pero los terroristas de la ETA carecen de las señas de identidad y la estética de los luchadores contra el «apartheid» impuesto por los descendientes de los holandeses y británicos que colonizaron África del Sur. Estos individuos tienen una historia muy corta, muy poco sufrida ,y han sido orgullosos españoles hasta que un tonto de la Anteiglesia de Bilbao se inventara una milonga. Y llevan años asesinando, secuestrando y extorsionando, y más de 250.000 vascos han abandonado sus raíces por otros lugares de España porque de no hacerlo, muchos de ellos serían hoy huesos bajo un sepulcro. Y no parece decente, ni amistoso, ni aceptable, que el Gobierno de una nación supuestamente amiga, financie proyectos de los colaboradores del terrorismo en España.

Lo malo es que lo hacen de buena fe porque no se han enterado de nada.

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

LOGO BLOG

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día