¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

hospimedica2

El día en que la Guardia Civil desactivó el 1-O

Guardia Civil opi 1440x808

Entramos en la recta final del 1-O. La ofensiva política del independentismo ha sido contestada por el Estado con contundencia. Hasta el punto de que en el Gobierno se da por hecho que la jornada del domingo significará la puntilla para el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont.

El fracaso del referéndum de autodeterminación ha sido ya interiorizado por algunos miembros de la Generalitat y la mayoría de los dirigentes del PDeCAT. Sólo ERC, con la boca pequeña, y la CUP, gran protagonista de este reto a la legalidad, mantienen viva la llama de una convocatoria que, según su estrafalaria hoja de ruta, tiene que producir, en sólo 48 horas, el advenimiento de la república independiente de Cataluña.

La única forma de justificar la derrota -tanto frente a su público, como frente al exterior- será la escenificación del pueblo reprimido, plasmada, según su relato, en la imposibilidad de concretar la aspiración democrática mayoritaria por la actitud represora del Estado retirando las urnas de los colegios electorales.

La Generalitat ha hecho un esfuerzo extraordinario para hacer posible el referéndum. Pronto sabremos la cantidad exacta de dinero público que se ha empleado, pero podemos apostar a que los 5,2 millones estimados por el Tribunal de Cuentas para la organización de la consulta del 9-N van a resultar una broma al lado del dispendio para el montaje del 1-O.

La clave para desmontar el aparato logístico del referéndum ilegal estuvo en los 40 registros que se llevaron a cabo el pasado 20 de septiembre. El material informático incautado ha proporcionado una información muy relevante a la Guardia Civil. La infraestructura, los organizadores, las empresas suministradoras, los planes específicos para burlar la ley, etc. Todo estaba allí. Y ello ha sido posible porque nadie esperaba que el juez ordenase la entrada en algunas consejerías tan importantes como la de Economía.

Los Mossos no fueron informados, precisamente para evitar filtraciones y jugar con el factor sorpresa. Los reproches entre los jefes de los Mossos y altos cargos de la Generalitat fueron mútuos en la tensa mañana del pasado miércoles: “¿Por qué no nos hemos enterado de un despliegue de cientos de guardias civiles en Barcelona?”, recriminó un conseller al major Trapero, según una fuente cualificada.

Junto al desmantelamiento del operativo de cara al 1-O (lo que se puede llegar a hacer el domingo será sólo una caricatura de lo que había previsto), otro elemento que ha dinamitado la organización del referéndum ha sido la imposición de fuertes multas y la amenaza de inhabilitación para los cargos públicos implicados. La disolución de la Sindicatura Electoral y el cese del número dos de Oriol Junqueras, Josep María Jové, son la mejor prueba de ello.

Ahora, por tanto, sólo les queda a los independentistas montar un teatrillo lo más ruidoso posible y, al mismo tiempo, volver a sacar a la calle a sus seguidores, en un intento de salvar al cara y afrontar los difíciles días que nos esperan tras el 1-O con un cierto grado de dignidad.

Casimiro García-Abadillo

www.elindependiente.com


Imprimir   Correo electrónico

WEBS RECOMENDADAS

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día