¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

TODAS LAS NOTICIAS
CIRCULO AHUMADA

TODAS  LAS NOTICIAS CIRCULO AHUMADA

FELICITACION NAVIDAD
  CIRCULO AHUMADA

CIRCULO AHUMADA FELICITA LA NAVIDAD

REVISTAS
CIRCULO AHUMADA

solo portada 175 WEB copia

VISITA VIRTUAL  MUSEO
GUARDIA  CIVIL

GC MUSEO

 
 

Orgullo

patxi andionLa gente sabe que según como se quieran ver las cosas, terminan viéndose. Es decir: Si cualquiera se empeña en ver las cosas negras, estas se vuelven negruzcas. De la misma forma, hay gente que siempre ve las cosas en colores sean como sean. Optimistas irredentos. Es verdad que a veces, las cosas se empeñan en ser como no quisiéramos verlas y a pesar del empeño, se revelan con total crudeza y ahí, no tenemos más remedio que aceptarlas como son. Ya sabemos que el ser humano es capaz de usar su estado de ánimo para afrontar el reconocimiento de su entorno según su sentimiento y eso parece que le sirve, como todo, para bien y para mal. Para bien porque le quita muchos disgustos adelantados que terminan por serlo menos y que de otra forma se hubieran sublimado y por ello, sufrido de más. Para mal, porque cuando las cosas pintan bastos, no se quieren ver y cuando al fin llega el porrazo, muchas veces le coge desprevenido y el chichón puede ser mayor. De cualquier manera, la interpretación de las sensaciones externas sigue siendo un campo de investigación del que no se para de sacar resultados que desmienten premisas. O sea, como en todo.

Cuando alguien escucha a un padre, por ejemplo, decirle al hijo que acaba de ganar el premio en la escuela, eso tan manido de "estoy orgulloso de ti", no le parece un gesto de arrogancia, vanidad o exceso de estimación como señala el diccionario de la RAE, sino que se interpreta como un legítimo sentimiento de satisfacción, honra, dignidad, pundonor. Sin embargo rara vez somos tan desprendidos como para proyectar ese sentimiento fuera de la intimidad. Si acaso en la cuestión futbolera. En todo caso, nos cuesta proyectar ese sentimiento en las esferas más generales, donde la implicación personal se diluye ante el sentimiento más generalizado.

Vous êtes tres fiérs insistían mis amigos franceses al referirse al carácter español pleine de fierté. Siempre me chocó que nos vieran como gente orgullosa cuando siempre me pareció lo contrario, gente sin orgullo nacional, sin apego a las señas de identidad que en otros países son motivo de lucimiento público.

No me sorprende nada ahora que tras la final de la copa de SM de futbol, el europeo de lo mismo o los eventos amistosos previos a los juegos olímpicos, constatar que la gente de este país, no se sabe el himno de este país. Soy músico y cada vez que la gente corea con oees la música del himno de caballería, distingo los que se adelantan en sus pasajes y corean lo que no es. Me sorprende que no se mencione, pero no me sorprende que se obvie. El caso es que no se lo saben.

Puede que efectivamente no tengamos demasiados motivos de sano orgullo desde algunos cientos de años y puede que cuando algo es capaz de producírnoslo, es difícil que lo compartamos por igual. Hay demasiados países en este y nuestra proverbial individualidad lo atestigua. El caso es que fuera del futbol, el baloncesto, el tenis y quién sabe si la petanca, no se encuentran con facilidad motivos de orgullo de ser lo que somos y de hecho, cada caso de dopaje deportivo, de fraude fiscal, de enriquecimiento ilícito o de mirada a la curva de la evolución de la prima de riesgo, no se ven indicios de contribuir al orgullo patrio. Pero lo necesitamos, porque sin él, sin el compartido y asumido por todos, va a ser difícil salir de este agujero pestilente en que se ha convertido la vida, cada vez mas alcantarillada, y donde es más difícil verle los colores. Pero también necesitamos el antónimo del orgullo: La humildad.

Las curvas dejaron de ser felices y se volvieron agoreras. Julio

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

 

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día