La abogada de la izquierda abertzale, Arantza Zulueta, ha salido hoy en libertad tras cumplir cuatro meses y medio de prisión por liderar el llamado ‘frente de cárceles’ de ETA. Zulueta, que ejerció como abogada en la defensa de muchos presos de la banda, fue condenada junto a Jon Enparantza, que también ha quedado en libertad, como dirigentes de la organización creada para controlar el colectivo de presos tras el cese de actividad de la organización terrorista.