hospimedica2

Sallent de Gállego (Huesca) no olvida a los guardias civiles asesinados por ETA hace 19 años

ofrenda floral al monolito que recuerda a los dos guardias asesinados

La localidad de Sallent de Gállego ha vuelto a recordar este martes, 20 de agosto, a los guardias civiles Irene Fernández Perea, de 32 años, y José Ángel de Jesús Encinas, de 22, que fueron asesinados por la banda terrorista ETA hace justo 19 años al hacer estallar una bomba-lapa colocada en los bajos del vehículo con el que se disponían a iniciar su ronda diaria. 

Numerosas personas han arropado a los familiares y amigos de las víctimas, entre ellos el general jefe de la zona de Aragón de la Guardia Civil, Carlos Crespo, y el teniente coronel de la Comandancia de Huesca, Francisco Javier Vélez.  

El homenaje ha comenzado con una misa oficiada en la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción por el obispo de Huesca y Jaca, Julián Ruiz, acompañado de tres sacerdotes. Entre los asistentes estaban los padres de José Ángel de Jesús y la madre de Irene Fernández

Tras la misa, se han desplazado hasta la plaza donde se produjo el atentado para realizar una ofrenda floral bajo la placa con el nombre de los dos agentes fallecidos.


Imprimir   Correo electrónico