hospimedica2

EL PERFIL DE UN GUARDIA CIVIL

critico-guardia

Este escrito, ha sido publicado en su muro por Javier Jiménez Agustí, al que se le ha pedido permiso para su publicación en este diario, y que según el mismo nos cuenta se trata de la traduccción del mismo escrito que circula por la red y cuyo autor sería un policía francés.

EL PERFIL DE UN GUARDIA CIVIL

“Un Guardia Civil debe ser una mezcla de todos los hombres:

Un “Santo” y un “Pecador”, un “Golfo” y un “Dios”. Es al mismo tiempo él más buscado y el menos deseado entre los hombres. Es un ser extraño al que se llama señor de frente y perro por la espalda.

Debe ser tan diplomático que pueda mediar en un altercado entre dos individuos, haciendo creer a cada uno que él ha ganado. Si un Guardia Civil está bien vestido en un “Snob”; si su forma de vestir es descuidada, es un “Abandonado”. Si es agradable, es un “Coqueto”, si no lo es, es un “Gruñón”.

El Guardia Civil debe ser capaz de sostener una pelea don dos hombres que sean dos veces más fuertes y más jóvenes que él sin dañar su uniforme y sin ser “Brutal”.

Si consiguen pegarle, es un “Cobarde”, si es él quien pega, es un “Bruto”. Tiene que tomar una decisión en un instante, cuando la misma cuestión le llevaría varios meses a un abogado.
Tiene que ser el primero en llagar al lugar del accidente y dar un diagnóstico de lo más preciso.

El Guardia Civil tiene que devolver la respiración, cortar una hemorragia, entablillar una articulación y, sobre todo, asegurarse que la víctima vuelve bien, indemne a su casa.
El Guardia Civil debe ser un experto en el manejo de las armas de fuego. Tiene que ser capaz de sacar su arma a la carrera y alcanzar el objetivo allí donde no le haga un mal grave, a continuación explicar exhaustivamente porqué ha disparado.

Un Guardia Civil debe conocer de todo y saber de todo, pero no decir nada. Tiene que saber donde se comenten todos los pecados del mundo, pero no hacer ninguno. Tiene que partir de un solo cabello, describir el crimen, el arma del crimen, el nombre del culpable y dónde se le puede encontrar. Si él le encuentra, es un “Afortunado” si no es un “inútil”. Si es ascendido, tiene que conocer a alguien de alto nivel, si no lo consigue, es un “Zoquete.”

El Guardia Civil debe seguir una pista hasta el final, trabajar jornadas completas para encontrar un testigo que ha visto todo. . ., pero que niega acordarse, escarba en los dossiers y escribir informes con el fin de establecer una prueba infalible que será destruida por “Sabios Colegas”.
Debe ser: UN PASTOR, UN TRABAJADOR SOCIAL, UN DIPLOMÁTICO, UN DURO, UN CABALLERO. . .

Y sobre todo tiene que ser un genio, pues tiene que mantener a una familia de una manera irreprochable . . . si, no obstante, vive lo suficiente para ver crecer a sus hijos.

He aquí un individuo al que pocas veces se le llama AMIGO”


Imprimir   Correo electrónico