hospimedica2

Salvador Illa alerta de rebrotes del Covid-19 y se sitúa en "el peor escenario" para el otoño

Salvador Illa

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha confirmado este jueves que el proceso de desescalada va bien, sin que se hayan producido retrocesos como consecuencia de la relajación de las medidas de confinamiento y restricción de movimientos, así como por los distintos cambios de fase decididos. Pero Salvador Illa sí ha alertado de "algunos rebrotes" del Covid-19 en Lérida, Totana (Murcia), Cuenca o Ceuta.

En su décima comparecencia semanal ante la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, Illa no atribuyó los rebrotes a la velocidad de la desescalada, sino a "comportamientos incívicos". Y citó como ejemplo la fiesta de cumpleaños de Lérida que ha provocado el contagio de casi todos sus asistentes, 20 personas, el doble de lo permitido. "Son actitudes que hemos de condenar, no llevan a nada. Tenemos que insistir en que el incivismo de una minoría no ponga en riesgo lo que hemos conseguido con sacrificio la mayoría", aseveró.

El ministro sí puso en valor que, en estos casos, las autoridades sanitarias "han detectado muy precozmente" esos repuntes de nuevos positivos y han podido controlarlos "adecuada y rápidamente" mediante el aislamiento de sus contactos. Tanto en referencia al caso de Lérida como al de Totana, Illa celebró que está funcionando esa detección precoz. Pero instó a "reforzarla más".

El ministro volvió a ser moderadamente optimista en la Comisión al enumerar la mejora semanal de las cifras de contagios y muertes desde el inicio de la crisis. De un 35% de aumento diario de los contagios al comienzo se ha pasado a una media de un 0,2%. Además, el foco de la pandemia ya ni siquiera está en Europa, se ha desplazado a Latinoamérica. España e Italia ya no son los principales focos de Europa. Ese dudoso honor lo ostenta ahora Rusia.

"Vamos, por tanto, por buen camino, incluso más rápido que otros países, pero debemos conservar la prudencia porque no podemos dar ningún paso atrás que nos pueda poner de nuevo en riesgo e impida seguir avanzando", aseveró.

El ministro quiso alertar de las posibilidades de que haya rebrotes importantes en España el próximo otoño. De hecho, explicó que el Gobierno se sitúa "en el peor escenario: un rebrote en otoño y sin vacuna". En ese caso, los expertos aseguran que su virulencia sería probablemente menor a la de marzo y abril.

Además, destacó que el Sistema Nacional de Salud estaría preparado para detectar esta situación "en entre uno y tres días", lo que permitiría actuar con más rapidez y eficacia que en la primera sacudida del coronavirus. El titular de Sanidad destacó que la incidencia del virus ha sido muy diferente entre unas zonas y otras, presentando diferencias hasta 10 veces mayores. "Esta imagen nos obliga a seguir siendo muy prudentes", aseguró, "estamos avanzando en la recuperación de la movilidad, pero tenemos que ir con tiento, siguiendo y consolidando las fases de forma segura y prudente".

La mayoría de los portavoces de la oposición cargaron contra el ministro por los continuos cambios de criterio y de forma de contabilizar contagios, fallecidos, ingresados... La vicesecretaria del PP, Cuca Gamarra, aseguró que Salvador Illa dirige "una estrategia para generar confusión" entre la ciudadanía con esas continuas modificaciones en la contabilidad. 


Imprimir   Correo electrónico