hospimedica2

La Guardia Civil de Talaván (Cáceres) ha detenido a un vecino de la localidad por incumplir, hasta en ocho ocasiones, las restricciones del estado de alarma

Imagen del detenido por Guardia Civil

Se desplazaba andando desde la localidad cacereña de Talaván hasta la ciudad de Cáceres, según manifestaba, para buscar comida y tabaco. Tras ser detenido por la Guardia Civil, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 7 de Cáceres, ha decretado su ingreso en prisión.

13 de abril de 2020. Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Puesto de Talaván (Cáceres), fruto de los servicios que se realizan para velar por el cumplimiento de las medidas impuestas con ocasión del estado de alarma provocado por el Covid-19, han procedido a la detención de un vecino de esta localidad, después de haber sido denunciado, hasta en ocho ocasiones, por incumplir las restricciones de movilidad impuestas por la actual situación de crisis sanitaria que vivimos. Tras ser puesto a disposición judicial, se ha decretado su inmediato ingreso en prisión.

La detención se llevó a cabo el pasado día 10 de abril, dentro de los servicios que la Guardia Civil viene desarrollando por toda la provincia cacereña para velar por el cumplimiento de las medidas impuestas con ocasión de la actual crisis sanitaria y, fundamentalmente, para evitar que se produzcan desplazamientos no autorizados que puedan suponer un agravamiento de la situación por la propagación del virus.

El detenido, un vecino del municipio cacereño de Talaván, se desplazaba andando desde este municipio hasta la ciudad de Cáceres con el objetivo,

según manifestaba a los agentes, de conseguir comida y tabaco, circunstancia totalmente injustificada dado que su municipio se encuentra totalmente atendido tanto por el Ayuntamiento como por la Mancomunidad, además de existir en el mismo un estanco en el que poder abastecerse de tabaco, así como multitiendas en las que poder obtener alimentos.

Después de incumplir de manera reiterada las limitaciones de movimiento impuestas para contener la propagación del Covid-19, y de acumular hasta ocho sanciones administrativas por los mismos hechos, el pasado día 10 de abril, tras detectarle en otro desplazamiento injustificado a la ciudad de Cáceres, y ante el grave riesgo que puede suponer para la salud pública que esta persona continúe deambulando, haciendo caso omiso, y desobedeciendo de manera grave y reiterada a la autoridad y sus agentes, la Guardia Civil procedió a su detención como supuesto autor de un delito de desobediencia grave, siendo puesto a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 7 de Cáceres, quien ha decretado su inmediato ingreso en prisión.

La Guardia Civil, como garante del cumplimiento de las limitaciones de movimientos impuestas por el actual estado de alarma para evitar la propagación del Covid-19, va a seguir velando por que los mismos se realizan dentro de las situaciones y casos legalmente previstos, contribuyendo con ello en que los ciudadanos puedan retomar cuanto antes la situación anterior a la actual crisis sanitaria que vivimos.


Imprimir   Correo electrónico