hospimedica2

La Guardia Civil y la Policía de Mos (Pontevedra) intervienen más de 1.000 guantes,125 litros de alcohol sanitario y 510 mascarillas

mascarillas coronavirus mos

No poner a disposición de las autoridades todo este tipo de manterial es una infracción en la Ley General de Salud Pública y puede consituir también un delito de desobediencia.

La Guardia Civil y la Policía Local de Mos han tenido que realizar dos intervenciones en empresas que se dedicaban al almacenamiento, venta y distribución de material sanitario relativo a la presente crisis del COVID-19 sin respetar la orden SND/233/220 del Ministerio de Sanidad, en la que se establece que las personas jurídicas, nacionales o extranjeras ubicadas en el territorio nacional, que tengan como actividad la fabricación y, o importación de determinados productos sanitarios, así como capacidad de desarrollo de alguno de ellos, tienen la obligación de comunicarlo a las autoridades a través de un modelo facilitado en la sede electrónica del Ministerio de Sanidad y en en un plazo máximo de dos días naturales a contar desde el 15 de marzo, que fue cuando se publicó la orden en el Boletín Oficial del Estado.

Es decir, que ya tenían que haber dado la información antes del miércoles. En este grupo de material se incluyen: mascarillas, kits de diagnóstico, hisopos, gafas de protección, guantes, batas defeitables, solución hidroalcohólica, dispositivos de ventilación mecánica, fungibles o consumibles de equipos de VMI, alcoholes sanitarios y clorhexidina.

No poner a disposición de las autoridades todo este tipo de manterial es una infracción en la Ley General de Salud Pública y puede consituir también un delito de desobediencia, de acuerdo con el establecido en el título VI de la Ley 33/2011 de 4 de octubre General de Salud Pública.

La primera de las actuaciones se produjo el martes a las diez de la mañana.Ocurrió en una empresa del Polígono del Rebullón que contaba con diverso material sanitario entre lo que se encontraban mascarillas y solución hidroalcohólica, de as que tenían que haber dado cuenta a Sanidad pero incumplieron la obligación. Los agentes de la Policía Local procedieron a dar aviso a la Guardia Civil, y con ellos acudieron al lugar para levantar acta por infracción.

La segunda actuación se produjo ayer miércoles  a las 15.30 horas.Una patrulla de la Policía Local de Mos se dirigió la un establecimiento de la zona de Puxeiros tras enterarse de que estaban vendiendo mascarillas.

Al llegar al local se encontraron con que ya no quedaba material y se retiraron, pero poco después sorprendieron al dueño del establecimiento descargando de un vehículo, en su domicilio, el material para reponer en su negocio, incautándosele gran cantidad de mascarillas, guantes y solución hidroalcohólica. E

n total el sujeto transportaba en su coche 11 cajas de 10 paquetes de 100 guantes, 8 cajas de 12 unidades de alcohol de 1 litro, 3 cajas de 15 unidades de alcohol de 0,5 litros, 1 caja de 24 unidades de alcohol de 250 mililitros, 31 paquetes de 10 unidades de mascarillas blancas, 3 paquetes de 50 unidades de mascarillas blancas, y 1 paquete de 50 unidades de mascarillas azules. 

El material incautado ha sido trasladado por la Guardia Civil a sus dependencias para posteriormente dar conocimiento al Ministerio de Sanidad. Además la Policía Local de Mos tuvo que imponer ya tres multas por infracción o incumplimiento del Real Decreto del Estado de Alarma en todo el territorio nacional, que impide a los ciudadanos salir del domicilio y desplazarse a pie o en vehículos excepto por motivos justificados.


Imprimir   Correo electrónico