hospimedica2

Marlaska reconoce ahora que el cierre de fronteras es «una posibilidad clara y real»

marlaska efe

El decreto de este sábado que estableció el estado de alarma no daba ningún paso en dirección al cierre de fronteras, lo que se traduce de que en España entran personas de todas las nacionalidades, algunas de las cuales no respetan las restricciones porque no las entienden ni tampoco el contexto, y los españoles pueden salir con libertad. Excepto a los 72 países que han prohibido su entrada.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska ha dicho esta mañana que es «una posibilidad clara, real que España cierra sus fronteras. Se trata de bloquear la expansión», lo que supondría un reconocimiento de que las medidas adoptadas hace poco más de 24 horas se han quedado cortas.

Al margen, no ha descartado la posibilidad de que el confinamiento de 15 días tenga que prorrogarse y ha avanzado que vienen dos semanas difíciles en cuanto a la progresión del virus. «Aún no estamos en el pico» ha avisado, con el agradecimiento por delante el trabajo que están realizando los profesionales de la salud.

En una entrevista en la Cadena Ser, el ministro ha comentado también las primeras sanciones que se impusieron a lo largo del domingo a quienes salían a la calle con cometidos distintos a los aceptables, cómo ir a la farmacia o el supermercado. «Hay cosas muy serias en las que debemos de estar comprometidos. La sanciones al insolidario van a ser proporcionales. La respuesta por ahora de sanciones es mínima», ha indicado, al tiempo que ha alabado la coordinación máxima entre Policía y Guardia Civil junto con los cuerpos autonómicos, entre los que ha citado a los Mossos y su «encomiable grado de responsabilidad».

Otro de los focos de preocupación que corresponden expresamente a su departamento son las prisiones. Grande-Marlaska han agradecido el esfuerzo de los funcionarios y de los internos, que han visto limitado su derecho a permisos y de movimiento.


Imprimir   Correo electrónico