hospimedica2

Interior matiza que no ha autorizado la compra de armas de guerra para los Mossos

mossos1 kKMD 620x349abc

El Ministerio del Interior ha asegurado este martes que la Generalitat de Cataluña no cuenta con la autorización de la Secretaría de Estado de Seguridad para adquirir las armas de guerra y civiles del lote que fue solicitado en 2016 y bloqueado un año después, en plena escalada de tensión por el referéndum independentista del 1-O que llevó a la aplicación del artículo 155 de la Constitución por parte del Gobierno de Mariano Rajoy.

Fuentes del Ministerio matizaron que a finales de 2016 el Departamento de Interior de la Generalitat solicitó la adquisión de diverso armamento y cartuchería para el año 2017 destinado tanto a los Mossos d'Esquadra como al Departamento de Seguridad Pública.

En un informe elaborado por la Secretaría de Estado de Seguridad se explica que el anuncio publicado ayer, 21 de enero, en el Boletín Oficial del Estado (BOE) se refiere a la "formalización de un contrato de suministro de diverso material y cartuchería para la Dirección General de la Policía de Cataluña", concretamente, a la adjudicación de licitaciones publicadas entre mayo y julio de 2017.

Es decir, no se refiere a las armas y munición de guerra bloqueadas hace dos años, tal y como adelantaron ayer fuentes de Interior. El expediente del contrato publicado ayer en el BOE es "IT-2017-544" y, según comprobó Europa Press en el perfil del contratante, se refiere a un lote de fusiles de asalto de diferente calibre, armas de defensa personal, pistolas y cartuchos para entrenamiento.

En el informe de la Secretaría de Estado de Seguridad, con fecha de 23 de enero, se especifica que a finales de 2016 el Departamento de Interior de la Generalitat de Cataluña solicitó la adquisición de diverso armamento y cartuchería --no se especifica cuáles-- para el año 2017, destinado tanto al cuerpo de Mossos d'Esquadra como al Departamento de Seguridad Pública de Cataluña.

"Dadas las características y cantidades de algunas de las armas y municiones, catalogadas como de guerra, la Dirección General de Armamento y Material del Ministerio de Defensa manifestó la necesidad de reevaluar el expediente, por lo que su tramitación quedó suspendida por parte de esta Secretaría de Estado de Seguridad, a la espera de nuevos informes", recoge el documento del Ministerio el Interior.

Hasta finales de 2017, continúa Interior, el expediente quedó suspendido, "a expensas de los informes necesarios, procediéndose, tras nueva reunión entre los ministerios de Interior y Defensa, a desbloquear la petición de cartuchería civil, que se autorizó el 30 de noviembre de 2017"

Posteriormente, tras informe oficial de la Dirección General de Armamento y Materia del Ministerio de Defensa de 19 de marzo de 2018 --es decir, gobernando aún el Partido Popular y estando intervenida la autonomía en aplicación del artículo 155--, "la Secretaría de Estado de Seguridad autorizó el contingente de munición de guerra con fecha de 16 de abril de 2018".

No obstante, el Departamento que dirige desde junio de 2018 Fernando Grande-Marlaska explica que "las armas solicitadas en 2016, tanto de guerra como civiles, siguen sin haber sido autorizadas por la Secretaría de Estado", que tiene como máximo responsable a Ana Botella Gómez.

Añade el Ministerio que la Intervención Central de Armas y Explosivos de la Guardia Civil, con competencias exclusivas sobre la materia, "ni ha autorizado ni tiene constancia de que se hayasolicitado autorización alguna de las citadas armas de guerra".

El Grupo Popular ha pedido este martes la comparecencia en el Congreso de los titulares de Interior, Fernando Grande-Marlaska, y de Defensa, Margarita Robles, para que expliquen los motivos que han llevado al Gobierno a autorizar a la Generalitat catalana la compra de "800 armas de guerra" para los Mossos d'Esquadra.

En concreto, el PP solicita la comparecencia de Grande-Marlaska y Robles ante las comisiones de Interior y Defensa, respectivamente, para dar cuenta de la citada autorización del Gobierno por la compra de armas para los Mossos d'Esquadra que se publicó el lunes en el BOE.

El contrato publicado ayer en el BOE consta de siete lotes por un valor estimado de 410.733,04, con fecha de adjudicación del 25 de junio de 2018 y formalización del mismo de un mes después, el 19 de julio. El anuncio lo firma en Barcelona la directora de Servicios, Silvia Quesada i Escobar.

Las empresas y descripciones anunciadas en el BOE son las mismas que aparecen con el código "IT-2017-544" en el perfil del contratante de la Generalitat. Aquí se especifica que los lotes corresponden a fusiles de asalto del calibre 5.56 x 45mm; fusiles de asalto compactos del calibre 7.62 x 51mm NATO; fusiles de precisión calibre 308 WIN; armas de defensa personal PDW de calibre 4.6 x 30 mm; pistolas del calibre 9 x 19mm y cartuchos del calibre 4.6 x 30mm FMJ para entrenamiento.


Imprimir   Correo electrónico