hospimedica2

Docentes catalanes declaran ante el juez por adoctrinar a los alumnos en el odio hacia la Guardia Civil

docentes ante el juez

Fueron varios los progenitores que denunciaron al juzgado que profesores de 4º de Primaria explicaron el 2 y el 3 de octubre en horario lectivo a niños de en torno a nueve años que "la Guardia Civil pega a la gente" y también justificaron la huelga con expresiones como "han pegado a la gente que quería votar y han matado a una persona". Cinco docentes de la Mosén Albert Vives y tres de otros colegios están citados a declarar hoy ante el juez por presuntos delitos de incitación al odio dentro de las aulas.

La mayoria de os docentes pertenecen a la escuela Mosén Albert Vives de La Seo de Urgel (Lérida), cinco en concreto, el resto estarían dando clases en otros colegios.

Entre los denunciantes un matrimonio de guardias civiles cuyo hijo estudia en 2º de Primaria en el Mosén Albert Vives y que relató también que la profesora les dijo en clase que había que hacer la "vaga" (huelga) el día 3 de octubre y que "los guardias civiles y los policías son malos, que los únicos buenos son los Mozos, añadiendo que la Policía pega a la gente", según consta en el relato de los hechos que recoge la Alta Inspección de Educación en Cataluña.

El niño le rogó a su madre, con lloros, que no hablara con la profesora ni con la dirección del centro porque tenía miedo a que le pegaran. El propio menor le manifestó a su madre que la maestra indicó el 5 de octubre a los alumnos que no dijeran nada a sus padres u otras personas mayores de lo que estaban comentado en clase. Así consta textualmente en uno de los requerimientos que el Ministerio de Educación envió a la Generalitat porque "se ha constatado que, desde las aulas y las direcciones de los centros educativos, se permite y fomenta el adoctrinamiento del alumnado menor de edad".

El juez señala que este alumno "habría sufrido humillaciones, insultos e incluso agresiones al ser su madre miembro de la Guardia Civil y ser este hecho conocido por el resto de alumnos y profesores".

En su auto considera que "podría ser" que los docentes "incitaran de manera directa a sus alumnos (de edades muy tempranas y, en consecuencia, moldeables, máxime por quien ostenta un principio de autoridad frente a ellos) a la comisión de hechos mínimamente concretados de los que pueda predicarse la discriminación, el odio, hostilidad o la violencia" contra la Guardia Civil.


Imprimir   Correo electrónico

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar