Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 (CUIDADO CON LAS COCES)

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 …

‹‹La Constitución ...

El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

ORDENES Y CIRCULARES: DOCUMENTO DE IDENTIFICACIÓN (3 de septiembre de 1924)

  • Escrito por Redacción

TARJETA-IDENTIFICACION

DOCUMENTO DE IDENTIFICACIÓN (3 de septiembre de 1924)

Con fecha se dice por este Ministerio al Director general de la Guardia civil lo siguiente: Excmo. Sr.: Vista la comunicación de V.E. fecha 20 de Agosto último, exponiendo la necesidad de sustituir el actual documento de identificación expedido por el Gobernador Civil de cada provincia, llamado credencial, de que deben estar provistos y llevará constantemente consigo los individuos del Instituto, con arreglo al artículo 32 de la Cartilla del Guardia civil, aprobada por Real orden el 20 de Diciembre de 1845, por otro que se llamará “Tarjeta de identidad”, más en armonía con los modernos procedimientos administrativos y probatorios de la personalidad del individuo en cuestión, cuyo uso será obligatorio para el personal de tropa, ya que los Jefes y Oficiales poseen la Cartera militar de identificación.

Resultando que establecido el uso de la credencial como único documento de identificación para el personal de la Guardia civil desde que se creó este Instituto, contiene datos que por sí solos son insuficientes para probar la personalidad del individuo de que se trata, toda vez que empleando el procedimiento primitivo de reseñar la nariz, ojos, pelo, etc., adaptables a multitud de personas, se consigue deficientemente el objeto para que fue instruido, careciendo por ello de la virtualidad necesaria e imponiéndose, por tanto, la necesidad de sustituirlo.

Resultando que los Jefes y Oficiales del benemérito Instituto están en posesión de la Cartera militar de identidad, con arreglo a lo preceptuado en el Real Decreto de 15 de Noviembre de 1911 y Real orden de 5 de Diciembre del mismo año, cuyo uso debe de eximirles de llevar otro documento identificativo, por lo que puede estimarse innecesaria para ellos la credencial de que hoy se les provee:

Considerando que el documento acreditativo de la identidad personal en el Instituto de la Guardia civil es de capital importancia, no sólo por lo que se refiere al reconocimiento del individuo, si no por la imperiosa necesidad de hacer valer su autoridad en caso necesario y exigir de las demás el auxilio que necesitare par el mejor desempeño de su especial cometido, circunstancias que aconsejan que cada individuo lleve consigo un documento en el que de una manera fehaciente y clara se comprueben y reflejen sus señas y cuantos datos se estimen necesarios a completar la absoluta identificación de su persona, expedido por la Dirección general de la Guardia civil, para evitar las continuas sustituciones a que dan lugar los frecuentes cambios de Gobernadores civiles en cada provincia y traslados de unas a otras Comandancias de los individuos del Instituto, S.M. el REY (Q.D.G.), de conformidad con lo propuesto por V.E., se servido disponer lo siguiente:

  1. 1º Se suprime la credencial a que se refiere el artículo 32 de al Cartilla del Guardia civil para todo el personal del Instituto.
  2. 2º Se crea una tarjeta de identificación para uso de las clases de individuos de tropa de la Guardia civil, la cual será extendida por la Dirección general del Cuerpo.
  3. 3º La tarjeta que se crea será de cartulina o papel fuerte, doblada a modo de cartera, de 0,12 por 0,08 metros, estampándose al exterior de ella el escudo nacional y la inscripción: "Guardia civil; tarjeta de identidad, y debajo y en letras pequeñas las instrucciones para su uso, que serán: "La tarjeta de identidad es personal e intransferible; será nula si presenta enmienda, raspaduras o si le falta algún requisito. En caso de extravío, el interesado dará cuenta a su Jefe de la serie y número. El retrato lo facilitará su propietario y se renovara y sellara cada seis años. La tarjeta sólo se cambiara en caso de deterioro que la inutilice. Al ascenso a Oficial o al ser baja en el Instituto, es obligación devolverla a su inmediato Jefe.
    En su cara interior izquierda tendrá dicha tarjeta la serie y número correspondiente y un rectángulo de 0,06 por 0,04 metros para pegar el retrato del interesado, busto, con uniforme de servicio y descubierto, teniendo la cabeza dos centímetros de altura, por lo menos; lugar para escribir el nombre, apellidos y empleo de aquel a cuyo favor se expide; punto y fecha; firma del interesado y del Jefe que la expida; el sello en seco de la Dirección general de la Guardia civil, y en tinta el de la Comandancia, compañía, escuadrón o dependencia, abarcando parte del margen derecho.
  4. 4º Los Jefes y Oficiales sólo tendrán, para todos los efectos de identificación, la cartera militar de identidad que actualmente poseen, con arreglo a lo preceptuado en el Real decreto de 15 de Noviembre de 1911 y Real orden de 5 de Diciembre del mismo año.
  5. 5º A su presentación a las Autoridades correspondientes de la cartera militar de identidad, por los Jefes y Oficiales, o de la tarjeta de identidad por las clases de individuos de tropa (en analogía con lo prevenido para la suprimida credencial), se les facilitará los alojamientos a que tuvieren derecho, las raciones de pan y pienso que solicitaren, bajo recibo, y los auxilios y noticias que puedan necesitar en pro del mejor servicio, pudiendo a la vez aquellas Autoridades reclamarles la protección que previene la Catilla y Reglamentos de la Guardia civil.
    En la cara interior derecha llevará la copia del contenido de este número y los ascensos que obtenga el interesado.
    En la cara posterior se anotarán los traslados de Comandancia, expresando la última inscripción la en que presta sus servicios.
  6. 6º El Director general de la Guardia civil dictará las oportunas instrucciones para mejor cumplimiento de la presente disposición.

De Real orden lo digo a V.E. para su conocimiento y efectos consiguientes. Dios guarde a V.E. muchos años. Madrid, 3 de septiembre de 1924.

El Subsecretario encargado del despacho,
P. D.
PASCUAL GIL.

Señores Gobernadores civiles de todas las provincias y Director general de Seguridad.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones