Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 (CUIDADO CON LAS COCES)

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 …

‹‹La Constitución ...

El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Teniente General D. Luis Manuel de Pando y Sánchez Director General de la Guardia Civil (30-08-1902 a 13-07-1903)

  • Escrito por Redacción

Director-Luis-Pando-Sanchez

Teniente General D. Luis Manuel de Pando y Sánchez Director General de la Guardia Civil (30-08-1902 a 13-07-1903)

General español durante la Guerra Española-Americana, Gobernador Civil de la Provincia de Santiago, Cuba. Fue nominado a la Cruz de San Fernando, ascendido al rango de Coronel del Ejército de los campos de batalla por Su Majestad el Rey Alfonso XII, y el más joven general en el ejército español.

En 1861, se convirtió en un cadete en la Academia de Artillería, pasando al año siguiente en la Academia de Ingenieros Militares. En 1867, se convirtió en el teniente de Ingenieros, y sirvió en regimientos de ese cuerpo hasta 1870, momento en que fue a Cuba como capitán, en cuanto al fondo de la batalla que ganó en las insurrecciones cantonales en la península. Sirvió en el Gran Diez años de guerra hasta el final de 1874, después de haber participado, durante esos cinco años, en numerosas batallas, alcanzando el rango de comandante y teniente coronel, y fue galardonado con la Cruz del Mérito Militar. Se distinguió especialmente en las batallas de Tempu y Jaquecito, bajo el mando del entonces coronel Emilio Callejas, y fue herido en combate en la campaña en las montañas de Tempu y Gota Blanca el 5 de noviembre de 1870.

El 16 de noviembre de 1872, sobre la base de su valor en las batallas en el Arroyo Salado, en la provincia de Oriente y en Charco Redondo, fue ascendido al rango de teniente coronel.

En base a su habilidad como ingeniero, y sin renunciar a su mando de una columna mixta de ingenieros e infantería, fue destinado a la construcción y reconstrucción de líneas telegráficas.

Él continuó sus operaciones en casi toda la isla, bajo el mando del brigadier Martínez Campos, participando en aquellos años en 65 batallas, con el reconocimiento dado no sólo en términos de rango, sino también como un teniente coronel, y fue galardonado con el Cruz Roja del Mérito Militar en cuatro ocasiones para varias batallas, que se transfieren a continuación a la península, donde participó en las Guerras Carlistas, bajo el mando del general Fajardo en el Ejército del Norte; se distinguió notablemente en esas batallas, y se hizo cargo de las posiciones de los carlistas en Monte Esquinza, San Cristóbal, Lorca y Lacar; con la fuerza de ingenieros bajo su mando, que contenía una retirada desorganizada de una brigada, con lo que la brigada de nuevo juntos y resolver una situación difícil. General de Fajardo, en esa guerra, reconoció que: "El teniente coronel Pando superó a sí mismo, multiplicando sus acciones bajo mi mando, el ahorro de las tropas de la situación de haber estado rodeado de Monte Esquinza, al mando de las fuerzas que se rompió a través de las líneas, a pesar de su haber sido herido, sin abandonar el mando de sus fuerzas hasta que había terminado con éxito su misión heroica ". Por esa razón, fue nominado a la Cruz de San Fernando, y ascendido al grado de coronel del Ejército del campo de batalla por Su Majestad el Rey Alfonso XII.

Con el general Fajardo de haber renunciado a su mando de su división, el coronel Pando se le dio el mando de una brigada, reportando a Arsenio Martínez Campos, el General en Jefe del Ejército de Cataluña, participando en las principales batallas de las Guerras Carlistas en que el Ejército de Cataluña, y que sirve, además, en la Sección de Ingeniería de ese ejército. Con esa brigada, tomó el castillo Mirabent, y dirigió las operaciones que dieron lugar a la toma de posesión del sitio carlista en la ciudad de Morella; poco después, conquistó la plaza en Cantavieja. Además, se hizo cargo del sitio de Puigcerdá, y ordenó el ataque en Seo de Urgel, tomando ese lugar durante después de siete días de combate, y se felicitó delante de sus tropas por el general Martínez Campos.

El 11 de agosto de 1875, bajo el mando del General Martínez Campos, dirigió el asalto a la torre y fuerte en poder del enemigo en Solsona, que llevó a cabo a través del combate feroz, en la que fue gravemente herido dos veces. Esa campaña, en la Seo de Urgel, define el final de las Guerras Carlistas. El General en Jefe en ejercicio, en términos inusuales, preguntó en un telégrafo que el premio del gobierno el coronel Pando el rango de general de brigada, la cual fue otorgada por un decreto en el mismo día; Pando se convirtió en parte de los Jefes de Estado Mayor de los Generales del Ejército, cuando aún no tenía treinta años, dejando el Cuerpo de Ingenieros Militares, en la que él conservó el rango de capitán. Era el más joven general en el ejército español.

En 1877, después de haber recuperado completamente de sus heridas, se fue a Cuba, y bajo las órdenes del General Martínez Campos, Pando, como Jefe de la Brigada, las operaciones en Guáimaro y Guantánamo, que destaca que distinguen a sí mismo hasta el final de los Diez Años, dirigida Guerra, y la recepción de la Gran Cruz del Mérito Militar. Fue nombrado Gobernador Civil y el Comandante General de la provincia de Pinar de Río.

En 1879, asumió el mando de una brigada en los Departamentos de Holguín y Tunas, con la tarea de pacificar por completo ese territorio, cuando había renacido la guerra que había sido llamada Chiquita; a través de medios pacíficos, fue capaz de lograr la rendición de los jefes cubanos Peralta y Guerra, y todas sus tropas. General Pando fue efusivamente felicitado, y por sus servicios fue galardonado con la Gran Cruz de Isabel la Católica.

Una vez que los departamentos de Tunas y Holguín se habían pacificado, fue enviado al mando de la Brigada de Guantánamo, llevando a cabo una campaña que era más político que militar, y lograr en tan sólo unos meses de la rendición de los generales Guillermo Moncada y José Maceo, y entonces, finalmente, la de Luis Feria, en San Luis; General de Pando, con sólo sus ayudantes, fue a los campamentos de los generales, lo que requiere que se rinden esos campos, como amigos, y sin provocar derramamientos de sangre inútiles, convenciéndolos de la probabilidad mínima de éxito de cualquier resistencia. Con esto, la llamada Guerra Chiquita llegó a su fin; en realidad, había durado sólo once meses. General Pando, como recompensa por su éxito en la pacificación, fue nombrado Mariscal de Campo el 30 de junio de 1880, la presentación de informes al capitán general de la isla, en La Habana.

En 1881, mientras se encontraba en La Habana, el general Pando hizo varios viajes a los Estados Unidos con el fin de reunirse con la persona espera que sea el Presidente de los Estados Unidos, Grover Cleveland, un gran amigo y admirador de España; el objetivo era lograr algo que satisfacía a Cuba, a los cubanos, a los Estados Unidos y España. Cleveland propuso un gran tratado de azúcar, por lo que Cuba podría disfrutar de un nivel de vida a la que tenía derecho sobre la base de su cultura, la civilización y los recursos naturales. Y Cleveland también consideró que sería prudente para proteger el Canal de Panamá aún embrionaria con una base naval lo más cerca posible del canal, en el extremo oriental de Cuba.

A finales de 1881, Pando fue nombrado Comandante General y Gobernador Civil de la provincia de Santiago de Cuba, cargo que ocupó hasta mayo de 1885, cuando regresó a la península, donde ocupó diversos cargos.

De 1886 a 1898, fue elegido para el cargo de Diputado de las Cortes para las provincias de Pinar del Río y Santiago de Cuba, al que representó como alternativa en el Congreso.

En 1891, fue ascendido a Teniente General, en base a su antigüedad en el servicio, después de once años se desempeñó como mariscal de campo o el general de división; él también había sido elegido como senador por varias provincias de la península.

Como teniente general, ocupó puestos militares de alto, y luego, una vez más, fue a Cuba, con Martínez Campos de haber sido nombrado capitán general de la isla a principios de la Guerra de la Independencia; Martínez Campos le Pando a cargo del Primer y Tercer Cuerpo de Ejército. Regresó a España poco después de renunciar al mando del General Martínez Campos, y él regresó a Cuba con el general Blanco, como Jefe de Estado Mayor del Ejército de Operaciones en Cuba conjuntas. Una grieta se produjo entre españoles Capitán General Blanco y su Jefe de Estado Mayor General de Pando en La Habana como Blanco rechazó la petición de Pando para enviar 10.000 soldados para reforzar Santiago en contra de la invasión.

Pasó a ocupar la Dirección de la Guardia Civil a partir del 30 de agosto de 1902, al haber pasado su antecesor, el general Ochando con la misma fecha, a la Dirección General del Cuerpo de Carabineros, ocupando el puesto cerca de un año, hasta el 23 de julio de 1903.

Por una serie de logros durante la guerra, fue galardonado con la Gran Cruz del Mérito Militar.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones