Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
MI RESPETO A LA GUARDIA CIVIL

MI RESPETO A LA GUARDIA CIVIL

Quiero hablaros so...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 10 de...

El Guardia Civil Dani Diaz prepara un nuevo reto solidario para ayudar al hijo de un compañero en 2017

El Guardia Civil Dani Diaz prepara…

Nuestro compañero ...

Cartas al Director

Cartas al Director

Envíe su carta...

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 (CUIDADO CON LAS COCES)

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 …

‹‹La Constitución ...

El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Organización de la Guardia Civil Veterana

  • Escrito por Redacción

veteranaHoyos envía al Ministerio de la Guerra el reglamento militar de la " Veterana" en 1 de noviembre de 1858 y en estudio permanece hasta que la R.O. de 6 de abril de 1859 lo promulga con ligeras modificaciones, según el informe emitido por la Sección de Guerra del Consejo de Estado.

Una vez que la Guardia Civil Veterana ya está organizada, su Jefe superior solicita del Ministerio de la Guerra que su Reglamento se distribuya entre todas las Autoridades dependientes del Ministerio de Gracia y Justicia para que lo conozcan, al igual que las dependencias de los de Guerra y Gobernación, lo cual se lleva a cabo en 8 de mayo de 1861. Solicitud que se hace con motivo de un proceso formado a dos paisanos por insulto y atropello a dos guardias y se estima conveniente que dichas autoridades conozcan el Reglamento citado para discernir en los casos futuros que como éste se presenten.

La "Veterana" formaba parte del Cuerpo de la Guardia Civil y dependía de su Inspector General en todo lo referente al ramo de la Guerra, "denominándose esta autoridad en lo sucesivo Director General del Cuerpo de Guardias Civiles y de la Guardia Civil Veterana".

Se componía en los momentos de su organización de un batallón de Infantería, constituido por cuatro compañías, y dos secciones de Caballería. Su Plana Mayor la formaba un Teniente Coronel, como Primer Jefe; un Primer Capitán, 2 ° Jefe y encargado del detall general de ambas armas; dos Tenientes Ayudantes; los cuatro plazas montadas. Además figuraban en la Plana Mayor un capellán, un médico y un Brigada de la clase de Sargento 2.° de Infantería. Los efectivos de cada Compañía de Infantería eran un Capitán, dos Tenientes, un Subteniente, un Sargento 1.°, cuatro Sargentos 2.°, seis Cabos 1 ° y otros tantos 2.°, un corneta, dieciséis guardias de 1.ª clase y ciento quince de 2.ª. Por su parte, las secciones de Caballería tenían un Teniente, un Alférez, un Sargento 1 °, dos Sargentos 2.º, un trompeta, ocho guardias de 1.ª clase, treinta y cuatro de 2.ª y cincuenta caballos.

Los Jefes, Oficiales y tropa de la "Veterana" tenían derecho a las mismas ventajas y beneficios que los del resto de la Guardia Civil (Montepío, premios de constancia, ascensos, condecoraciones, etc.); permanecían dentro de los escalafones de sus armas respectivas y de acuerdo con su situación, entrarían en las diferentes propuestas.

Pronto estos efectivos van a experimentar variaciones. Y así tenemos que el Director General de Sanidad Militar hace presente al Ministerio de la Guerra la utilidad que reportaría la creación de una nueva plaza de Ayudante Médico para que con el ya existente pudieran atender debidamente a los hombres que componen la " Veterana" y a sus familias. Se accede a ello por R.O. de 31 de julio de 1859, que se comunica a Hoyos en 27 de agosto del mismo año.

Al igual que en la Benemérita se dotan plazas que quedan sin cubrir para con ellas atender los gastos de la Compañía de Guardias Jóvenes, Hoyos quiere intentar el mismo sistema en la "Veterana" y en tal sentido solicita en 15 de abril de 1859 que se cree una plaza por Compañía para contribuir al mantenimiento y sostén de la Escuela de Valdemoro; el Gobierno accede a ello en 17 de mayo siguiente, pero con la concesión de dos plazas sólo, las otras dos se empezarían a pagar una vez que toda la fuerza estuviese al completo y la Guardia Civil Veterana organizada en su totalidad . El Director General de la Guardia Civil no se duerme en la organización de la nueva fuerza y no olvida lo prometido en la precedente R.O.; muy pronto tiene la oportunidad de replantear la cuestión, ya que en su oficio de 16 de julio del mismo año comunica al Ministerio de la Guerra que la "Veterana” está dispuesta por completo y solicita el abono de las dos plazas que le faltan para las cuatro que se desainarían a engrosar los ingresos de la Compañía de Guardias Jóvenes. La R.O. de 28 del mismo mes y año comunicaba al Ordenador General de pagos tomase las medidas oportunas para que tal abono se llevase a efecto.

Otro aumento de cuatro plazas, esta vez reales, para ser ocupadas, tiene lugar en 1861 como consecuencia de una petición de Hoyos en pro de un aumento de los efectivos de la Caballería con cuatro desmontados en las Secciones de la "Veterana”; la conveniencia de estos individuos para sustituir y reemplazar en el servicio a las plazas montadas que enfermasen o se ausentasen temporalmente hace que se acceda a la petición en la R.O. de 16 de septiembre de 1861; los pagaría el fondo de economías del Ministerio de la Gobernación y serían incluidos en los presupuestos para el año siguiente.

Logrado este propósito, Hoyos vuelve su atención de nuevo a la Compañía de Guardias Jóvenes y reclama del Ministerio el abono de las gratificaciones que en concepto de utensilio, combustible, alumbrado y demás semejantes corresponden a las cuatro plazas que se destinan para el sostenimiento del citado establecimiento benéfico, pues las cantidades correspondientes a estos conceptos no se habían recibido, se autoriza el pago de dichas gratificaciones por R.O. de 7 de noviembre de 1861; en adelante se abonarían por el Ministerio de la Guerra.

Hasta 1862 no se producirán nuevos cambios en los efectivos de la Guardia Civil Veterana. Su vinculación a la Guardia Civil es clara a más de reglamentaria, como demuestra el hecho de que también ella contribuye al sostenimiento de la Compañía de Guardias Jóvenes.

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones