Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
Cartas al Director

Cartas al Director

Envíe su carta...

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 (CUIDADO CON LAS COCES)

CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA. ARTÍCULO 2 …

‹‹La Constitución ...

El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Especialidades: UEI, LOS HÉROES ANÓNIMOS

  • Escrito por Redacción

Helitransporte

Rápidos, silenciosos, mortales… Por una vez, nada de SAS asaltando embajadas o de integrantes del GSG-9 germano reduciendo a los atracadores de un banco berlinés, o de los SWAT eliminando a un francotirador que causa estragos en la final de la Superbowl. ¡Ya está bien de alabar lo extranjero e ignorar lo patrio! En España tenemos unidades policiales antiterroristas / de “operaciones especiales” sumamente calificadas y de sobresaliente currículo: Véase, por ejemplo, el Grupo Especial de Operaciones de la Policía Nacional o, a los que dedicamos este artículo en el Foro, los integrantes de la UNIDAD ESPECIAL DE INTERVENCIÓN.

La Guardia Civil cuenta con varios grupos especiales de intervención, pero la UEI es la unidad de elite del Cuerpo que sólo se moviliza en situaciones muy específicas en las que la misión está considerada de especial gravedad. Las situaciones de toma de rehenes y secuestros, la protección de mandatarios ante amenazas terroristas y las operaciones de detención y asalto de edificios o barcos en las que estén implicados delincuentes especialmente peligrosos o agresivos son algunos de los escenarios en los que la UEI es desplegada.

La Unidad Especial de Intervención (UEI) es una unidad de operaciones especiales de la Guardia Civil, concebida como una Unidad central única y especializada para el cumplimiento de sus misiones específicas dentro o fuera del territorio nacional.
 
 
 

 El lema original de la UEI fue "CELERITAS ET SUBILITAS (sic) PATRIO". Advertido posteriormente el error de que "subilitas" es una palabra inexistente en latín, esta fue sustituida por "Subtilitas", sigilo. Así, el lema actual es "CELERITAS ET SUBTILITAS PATRIO", que pretende traducir "Rapidez y sigilo por la patria"; pero la sintaxis de la expresión es un tanto traída por los pelos…: Podría suponerse que "Patrio" es un dativo neutro del adjetivo patrius -a -um, sustantivado aquí. En ese sentido, se podría entender, generosamente, que se ha querido reflejar la idea de "Rapidez y sigilo para lo patrio". Se ha propuesto en diversos foros de internet la versión corregida "Celeritas et Subtilitas Patriae", donde "Patriae" sería el dativo singular de patria -ae. Pero esta variante corregida no es latín. En latín, "velocidad y sigilo por la patria" es "Celeritas et Subtilitas Pro Patria". De la misma manera, la traducción latina del lema genérico de la Guardia Civil ("TODO POR LA PATRIA") es "Omnia Pro Patria". Además, el adjetivo latino patrius raramente se usa en su sentido sesgado de "referente a la patria"; pues su sentido habitual, en latín clásico, es "referido al padre", siendo casi sinónimo de paternus, "paterno". No es probable que la intención de los miembros de esta unidad de élite sea obrar, rápida y sigilosamente, a espaldas de sus padres…

El 3 de Junio 1978 se creaba el Grupo de Intervención Inmediata de la Guardia Civil, a semejanza del Grupo de Intervención de la Gendarmería Nacional francesa (GIGN), y con el objeto de luchar contra el terrorismo y una delincuencia cada vez más especializada y violenta. Los sucesos de las Olimpiadas de Munich de 1972 (donde 11 atletas del Equipo Olímpico israelí fueron secuestrados por un comando palestino de “Septiembre Negro”, muriendo durante el intento de rescate[2]) habían mostrado a todos los gobiernos la necesidad de contar con este tipo de unidades con carácter permanente…

El 3 de Febrero de 1982 el Grupo se reestructura, quedando definitivamente organizado ya con el nombre de Unidad Especial de Intervención, dependiente del director de la Benemérita y con una fuerza aproximada de 80 hombres (un capitán jefe de la unidad, tres o cuatro tenientes, 25 suboficiales y cabos, y medio centenar de guardias). En sus primeros quince años de existencia (1982/1997), esta unidad mostraría sobradamente el acierto de su creación: Trece comandos terroristas desarticulados, 40 pistoleros detenidos y ocho muertos, 58 colaboradores de la infraestructura de ETA detenidos, un rehén rescatado e ingente material intervenido, así como nueve agentes heridos... Desde aquel año 82 ha realizado más de 375 operaciones, que han permitido la liberación de 563 rehenes y la detención de 640 personas, de las cuales 141 pertenecían a comandos terroristas.

Desde sus orígenes, la UEI tendrá a su cargo el cumplimiento de las MISIONES siguientes:

I.- Hacer frente y neutralizar situaciones de toma de rehenes o secuestros en los que se ha localizado su ubicación.

II.- Detención material de delincuentes particularmente peligrosos (como miembros de organizaciones terroristas o aquellas dedicadas al narcotráfico) y de desequilibrados mentales, especialmente agresivos, o en los que concurran circunstancias especialmente peligrosas (sólo en casos excepcionales).
 
III.- La protección inmediata de dignatarios o personalidades ante amenaza inminente de atentado, en casos puntuales.
 

IV.- En general la neutralización de actos delictivos que exijan una actuación inmediata y altamente especializada que por su peligrosidad y riesgo así lo requiera.

Su primera ubicación fueron las dependencias de la Dirección General de la Guardia Civil en la calle Batalla del Salado en Madrid, pasando por otras dependencias -entre las que destaca Guadarrama- hasta trasladarse a su actual ubicación en el Colegio de Guardias Jóvenes "Duque de Ahumada". Debido a las características de la Unidad y de la necesidad de permanente disponibilidad, todos los miembro tienen que vivir en un círculo de 12 km. alrededor de Valdemoro, estando permanentemente localizables las 24 horas del día, exceptuando los periodos de permiso ordinario, para ser capaces de, en caso de alerta, llegar a la base en menos de media hora.

La Unidad está comandada por un Teniente Coronel en activo de la Guardia Civil y se estructura en Grupos operativos y Grupo de Apoyo Técnico, estando encuadrada orgánicamente dentro de la Jefatura de Unidades Especiales y de Reserva de la Dirección Adjunta Operativa de la Guardia Civil. Así mismo, es miembro del Grupo “ATLAS”, que engloba a 34 unidades especiales de 29 países europeos. Su cometido son las operaciones de asalto naval. Depende directamente de la Jefatura de Unidades Especiales y de Reserva (donde también se hayan encuadradas la Agrupación Rural de Seguridad (ARS) y la Unidad de Acción Rápida (UAR). Asimismo tiene como segundo jefe a un Comandante, con una plana mayor de apoyo al mando.

La Unidad está dividida en tres grupos: Dos de intervención y uno de Apoyo Técnico y Formación. Un Capitán actúa como coordinador de los Grupos de Intervención, que son ambos iguales y mandados por Tenientes. Dichos Grupos están divididos en dos células, mandadas por Sargentos, que a su vez cuentan con un equipo de asalto y un equipo de tiradores cada una.

El equipo de apoyo técnico, mandado por un Teniente, tiene varios departamentos:

 - Armamento.

- Transmisiones.

- Video y fotografía.

- Material Especial.- Negociación.

- Formación.

El funcionamiento de la UEI está sometido a una gran reserva y discreción. La Guardia Civil evita publicitar cualquier tipo de detalle sobre las misiones en las que interviene y guarda con celo las estrategias de trabajo y los medios con los que cuenta la unidad: “No queremos que se conozcan sus actuaciones, ni los medios con los que cuenta. Sólo que los ciudadanos sepan que hay una unidad especial de la Guardia Civil que en el momento más grave que uno pueda imaginar, intervendrá y lo hará con grandes posibilidades de éxito”, explicaba el general Atilano Hinojosa.

Antes de ingresar en la UEI los candidatos deben pasar unas pruebas de selección muy duras y, una vez dentro, siguen un exigente programa de entrenamiento: Para la SELECCIÓN de sus miembros se requieren individuos equilibrados, de gran capacidad operativa, en permanente disponibilidad y capaces de realizar funciones diferentes para intervenir de manera fulminante en una rápida acción de conjunto. Las pruebas de acceso duran seis meses y son tan sólo superadas por una media del 2,5% de los aspirantes.

La selección del curso tiene lugar una vez al año durante el mes de Mayo y ofrece un número de plazas que -por bajas o cambio de destino- puedan quedar libres. Los aspirantes, buena parte de los cuales provienen del Grupo Rural de Seguridad (antiguo GAR –Grupo Antiterrorista Rural-) y tienen amplia experiencia en acciones de tipo especial, deben someterse durante una semana a diferentes test y pruebas físicas (8.000 metros en menos de 35 minutos; 1.000 m. en menos de 3´15 minutos; 50 m. en menos de 7´10 segundos; 200 m. natación en menos de 5 minutos; 39 flexiones; 15 dominadas; y 55 cm. como mínimo de salto vertical). Lo que se buscan son profesionales con una buena forma física, pero sobre todo que ofrezcan también un determinado perfil en aspectos relacionados con su autocontrol, voluntad o determinación (para ello existen otro tipo de pruebas complementarias). Las pruebas terminan con una entrevista personal con miembros de la Unidad.

Esta selección está abierta a miembros de la Guardia Civil que cumplan los requisitos generales de asistencia a cursos y que no superen los 29 años, edad máxima para los grupos operativos, aunque para el Grupo de Apoyo Técnico y Formación no existe esa limitación, teniendo que pasar algunas pruebas técnicas para medir su nivel de conocimientos en el campo específico al que van a presentarse.

FORMACIÓN:

Aquellos que resultaran seleccionados comenzarán el curso el primer Lunes del mes de Septiembre. Este curso es denominado "Curso de adaptación a las tácticas y técnicas de la UEI.", porque durante un periodo de seis meses el aspirante va a aprender las técnicas básicas que le permitirán ser un miembro de la Unidad, pero no las técnicas avanzadas ni las tácticas principales de intervención que serán aprendidas una vez que estén integrados en la Unidad. Durante este periodo de seis meses el aspirante aprende una gran variedad de técnicas, con un incremento gradual de la dificultad. Aprenderá técnicas de tiro, tanto de combate como de precisión, entrenamiento de francotiradores, descenso en rapel y fast-rope desde edificios y helicópteros. Aprenderá también técnicas de buceo y esquí, artes marciales (Judo, Boxeo y Kick-Boxing), conocimiento y uso de transmisiones, explosivos y otro material de dotación en la UEI, así como una gran variedad de técnicas de vigilancia para cuando se trabaja de paisano.

Al final del curso pasará por una fase llamada de "Combate Urbano", en la cual todas estas técnicas van a ser practicadas hasta el agotamiento y más allá.

Una vez que el aspirante finaliza el curso ya no regresa a su antigua unidad; tiene un periodo de incorporación y pasa agregado a la UEI para empezar a trabajar.

 La selección y el curso son tan duros que solamente una media del 2,5% de los solicitantes iniciales será capaz de terminarlo y pasar a formar parte de la Unidad (por ello, no es extraño que gran parte de los cursos realizados queden desiertos). En 2008, por citar un ejemplo, de los 26 Guardias Civiles que comenzaron las pruebas únicamente cuatro accedieron finalmente a la Unidad. Según ha explicado el Teniente Coronel que está al mando del grupo, el periodo mínimo de permanencia en la UEI es de cinco años, pero la mayoría de los Guardias Civiles que acceden deciden continuar sus servicios en ella durante más tiempo.

Para sus miembros la intervención rápida en una acción de conjunto resulta vital, especialmente en operaciones antiterroristas, por lo que en territorio peninsular su tiempo de respuestas no suele exceder de una hora. Gracias a medios propios sofisticados (que por propia seguridad no se describen), los agentes se preparan para llevar a cabo su trabajo con el mínimo riesgo para las personas involucradas en la operación, incluidos los propios delincuentes. Para ello estudian todos los aspectos, incluido los rostros de secuestradores y rehenes para evitar confusiones.

OPERACIONES CONOCIDAS:

La UEI tiene como misiones la intervención en casos de secuestro, toma de rehenes, contraterrorismo, la detención de criminales especialmente violentos o peligrosos, motines y la protección de personalidades. Durante sus 35 años de historia, cuatro agentes de la UEI han muerto en acto de servicio. En ese tiempo, la unidad ha realizado 375 operaciones, que han permitido la liberación de 563 rehenes y la detención de 640 personas, de las cuales 141 pertenecían a comandos terroristas. Asimismo, ha intervenido en 11 misiones en alta mar contra el narcotráfico. Ésta es la lista –incompleta- de alguna de sus operaciones (muchas permanecen el en más profundo anonimato y/o suelen quedar difuminados entre la genérica intervención de la Benemérita):

Asalto y detención:

La UEI interviene en la fase final de las operaciones desarrolladas por otras unidades del cuerpo, cuando es necesaria la detención de los delincuentes.

 Operación Romeo (2.009): Asalto y detención de una banda de sicarios en Cataluña

Operación Alvagar (2.009): Asalto a un laboratorio de narcotraficantes.

Motines en Centros Penitenciarios:

La UEI ha desbaratado 17 motines carcelarios, con el resultado de 23 miembros de la UEI heridos, 74 reclusos reducidos y dos fallecidos, con 96 rehenes liberados[3]. Estos son algunos de los más significativos:

Centro Penitenciario de Basauri (Julio de 1.983): Siete miembros de la UEI al mando de un Teniente redujeron a cinco peligrosos reclusos (que habían intentado fugarse del centro y que -al ser descubiertos- tomaron algunos rehenes) y liberaron a los funcionarios que estaban mezclados con ellos Su intervención fue vital para resolver el incidente sin que se produjesen heridos entre los retenidos.

Centro Penitenciario de Ocaña (1.984).

Centro Penitenciario de Daroca (1.992).

Protección de personalidades:

Sus despliegues operativos han incluido otras actividades relacionadas con la seguridad de algunas legaciones diplomáticas con ocasión de crisis puntuales, la protección de VIP´s en sus visitas a nuestro país, la protección de personas ante la inminencia de un posible atentado o destacamentos al exterior como el llevado a cabo en Angola para proteger al Papa.

 Visita de Juan Pablo II (servicio mixto realizado con los GEO de la Policía Nacional).

Boda Real de SS.AA.RR. los Príncipes de Asturias.

Rescate de rehenes:

 Operación Pulpo (1 de Julio de 1997): Rescate del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara (los agentes de la UEI penetraron en la nave industrial y tras una minuciosa búsqueda dieron con el zulo, lugar al que entró en primer lugar un experimentado Cabo 1º de la Unidad), tras 532 días de secuestro en manos de ETA.

Y como “nunca la lanza embotó la pluma”, esta actividad operativa la comparten con otra más desconocida como es la docente: Se sabe que han dado cursos de formación al GEI de los Mossos d´Escuadra de Cataluña y han sido participes en cursos como el de "Situaciones de Crisis en Aeronaves" realizados en Valdemoro para el Comité Coordinador de Seguridad de Vuelo (CCSV). Asimismo han venido realizando, de acuerdo con el Consejo de Seguridad Nuclear, diversas intrusiones perimetrales en centrales nucleares del territorio español, con el fin de valorar los sistemas de seguridad de las mismas.

EQUIPAMIENTO:

I.- En operaciones de asalto:

Mono de asalto color verde con el escudo de la unidad en la manga derecha a la altura del hombro y la bandera española en la manga izquierda a la altura del hombro.

Pasamontañas de color negro que da el sobrenombre informal a la unidad: caras negras.

Chaleco antibalas.

Chaleco táctico, vestido sobre el anterior.

Casco con visera de protección balística para combate urbano.

Protecciones de codos, rodillas y espinilleras.

Botas y guantes.

II.- En operaciones de abordaje:

Mono seco negro de intervención naval con chaleco salvavidas auto-inflable. Escudo y bandera en las mangas.

Pasamontañas de color negro.

Chaleco antibalas.

Chaleco táctico.

Casco ligero de polietileno tipo ProTec de media cabeza.

Protecciones de codos, rodillas y espinilleras.

Botas y guantes.

III.- En operaciones de control de motines:

Equipamiento antidisturbios.

Armamento.

Entre otras armas, la UEI emplea al menos las siguientes:

I.- Pistola semiautomática Heckler & Koch USP de 9 mm. y/o pistola Glock 17, también de 9 mm.

II.- Subfusiles Heckler & Koch MP5SD3 de 9 mm. y/o subfusiles FN P90 de 9 mm.

III.- Fusil de asalto Heckler & Koch G36K de 5,56 mm., fusiles de asalto HK G-41 y HK 416 (ambos también de 5,56 mm.) y el fusil de asalto/precisión, HK-417 del calibre 7,62 mm.

IV.- Fusil de precisión Barrett M82 de calibre 12,70 y el fusil de precisión Accuracy International Artic Warfare L96A1 de 7,62 mm.

Así mismo, la Unidad cuenta además con una Lancha Lanzadera de construcción italiana, incautada en 2010 a un narcotraficante gallego[4] y suele utilizar el helicóptero Eurocopter EC-135 P2 para sus desplazamientos y asaltos.

En 2008, La Unidad cumplía 30 años de edad y con motivo del aniversario, S.M. el Rey D. Juan Carlos realizaba su primera visita a la base de esta unidad, en el Colegio de Guardias Jóvenes “Duque de Ahumada”, donde descubría una placa conmemorativa, asistiendo –asimismo- a una exhibición de esta Unidad, que durante tres décadas ha desarrollado su trabajo con absoluta reserva y discreción. Merecido reconocimiento a una Unidad cuyo trabajo –espectacular y entregado- es, a la vez, anónimo… Quizá, ese mismo anonimato que la hace tan exitosa.

 Y, ya que comenzamos este artículo con una cita de Simón Bolívar, acabémoslo con otra:

DICHOSOS AQUÉLLOS QUE, CORRIENDO POR ENTRE LOS ESCOLLOS DE LA GUERRA, DE LA POLÍTICA Y DE LAS DESGRACIAS PÚBLICAS, PRESERVAN SU HONOR INTACTO


[1]Operación Nimrod” fue la designación dada a la operación para liberar a los 26 rehenes secuestrados en la embajada iraní en Londres, en 1980.

[2]Durante el intento de liberación murieron nueve de los atletas (los otros dos habían sido asesinados con anterioridad por los terroristas), así como 5 de los 8 terroristas.

[3] Además de participar en el rescate de seis personas secuestradas en manos de enajenados.

[4] La mayor y más costosa embarcación capturada hasta la fecha a redes de transportistas de cocaína en Galicia pasaba a formar parte de los medios tácticos de la UEI en Marzo de 2010, para actuar en operaciones de alto riesgo, como los asaltos de piratas a barcos de pesca españoles que faenan en el Índico. La narcolanzadera, valorada en 1,5 millones de euros, de más de 18 metros de eslora y 2.100 caballos de potencia, provista de siete motores, cada uno de los cuales dispone de su propio ordenador de arranque, fue acondicionada en la base de adiestramiento de UEI en Valdemoro.

La Fiscalía Antidroga de Pontevedra entregó la lanzadera, apresada un año antes, tras la petición expresa formulada por mandos de la Guardia Civil. La lancha ha sido especialmente preparada para intervenir en actuaciones específicas, competencia exclusiva del citado grupo del instituto armado, que se encuadra en la Jefatura de Unidades Especiales y de Reserva de la Dirección Adjunta Operativa de la Guardia Civil.

La potencia de la embarcación alcanza los 50 nudos de velocidad y ya le permitía a sus antiguos propietarios plantarse en medio del Atlántico en dos días y medio para recoger cargamentos de cocaína de los barcos nodriza. Aunque muchas de estas costosas lanzaderas y planeadoras incautadas se acaban destruyendo porque su construcción es ilegal y carecen de documentación que permita al Estado reutilizarlas, ésta, sin embargo, tiene todos los papeles en regla. Fue construida en un astillero de Treviso (Italia). Su imponente casco, equipamientos de navegación, radares y sistemas de comunicaciones costaron más de un millón de euros. Sus tanques tienen capacidad para 18.000 litros de combustible.

Este barco fue la principal prueba de cargo contra uno de los más famosos capos y diestro piloto de planeadoras que operaban en la ría de Arousa -Manuel Abal Feijóo, alias “Patoco”-, quien perdió la vida en 2008 tras empotrar su potente moto contra un coche cuando regresaba a su casa de Cambados después de cerrar los detalles de un desembarco de cuatro toneladas de cocaína. Meses antes de su muerte, en una de las 14 naves de seguridad que utilizaba la banda situada a uno de los márgenes del río Ulla, la lancha por fin fue capturada. Su tamaño y características sorprendieron a los investigadores. La nave fue precintada y la Policía tomó todo tipo de precauciones para que no pudiera ser utilizada. Aun así, los lugartenientes de “Patoco” consiguieron robarla para hacer un porte de droga, pero tuvieron que desistir en el intento: El 12 de Febrero de 2009 aparecía varada en una playa de Nigrán, con los tanques llenos de combustible, víveres para varios días y las cartas marinas indicando la posición del buque nodriza en alta mar donde iba a recoger la cocaína. Los grecos policiales se adelantaron a los narcos, que se pusieron en fuga al comprobar que los motores habían sido manipulados para impedir que pudieran utilizarse para navegar….

Publicado por

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones