Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
EL OPORTUNISTA

EL OPORTUNISTA

En cualquier ámbit...

El Director General de la Guardia Civil recibe la máxima distinción de la Asociación Circulo Ahumada

El Director General de la Guardia …

El pasado día 17 d...

CARTA DE UNA MUJER GUARDIA CIVIL AL MINISTRO DEL INTERIOR DEL GOBIERNO DE ESPAÑA

CARTA DE UNA MUJER GUARDIA CIVIL A…

España, 31 de octu...

LA demoledora carta del hijo de Tejero contra los golpistas catalanes

LA demoledora carta del hijo de Te…

Ramón Tejero Diez,...

EL SABIO REFRANERO ESPAÑOL

EL SABIO REFRANERO ESPAÑOL

¿Alguien se ha par...

Prev Next

NUEVOhospimedicalpatrocinador

Noticias Guardia Civil

Un agente detenido por filtraciones a narcos regresa a la Guardia Civil

  • Escrito por Redacción

furgon--478x270

A principios de agosto se cumplirán dos años de una delicada operación que llevó a cabo la Guardia Civil de Pontevedra. Delicada porque se trataba de una investigación interna ante las sospechas que habían levantado algunos agentes, que podrían estar pasando información a narcotraficantes que estaban siendo investigados, lo que abortó algunas operaciones policiales.

Las pesquisas culminaron entonces con la detención de seis personas; cuatro por un delito de revelación de secretos y dos más por un presunto delito de infidelidad en la custodia de documentos. Los dos últimos eran dos jóvenes guardias civiles, amigos entre sí, que trabajaban en la provincia: D. F. había formado parte de la Unidad de Delitos Urbanísticos, y J. L., del Equipo contra el Crimen Organizado de Pontevedra.

Tras pasar unos días detenidos, los dos quedaron libres pero apartados de sus puestos de trabajo, una medida acorde con la gravedad de los delitos que se les imputaban, ya que se creía que pasaban información al mejor postor; es decir, que a cambio de dinero, revelaban a personas investigadas por tráfico de drogas datos claves que abortaban la operación.

Pues bien, uno de ellos ya está trabajando otra vez en la Guardia Civil. Se trata de J. L., y su readmisión tiene que ver, una vez más, con la lentitud de la justicia. Los dos están pendientes de juicio y, mientras no estén condenados -si finalmente ese es el veredicto judicial- no se les puede apartar de forma indefinida de la Benemérita. Al parecer, el agente pidió el reingreso y tras dos años fuera de servicio, hubo que readmitirlo, a la espera de lo que pase cuando ya haya sentencia.

Publicidad

El otro agente, D. F., de momento no volvió; no se sabe si porque no pidió el reingreso o si es otro el motivo.

LA VOZ DE GALICIA

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

WEBS RECOMENDADAS

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones