Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada

hospimedicalpatrocinador

Noticias Religión

Papa Francisco: Los monjes y monjas de clausura en realidad no se aíslan, ¡comunican, y mucho!

  • Escrito por Redacción

ERPAPA

Papa Francisco ha celebrado la Misa de la mañana en Santa Marta centrando su homilía en los criterios del verdadero amor que, ha dicho, tiene que ser concreto y comunicarse: también los monjes y monjas de clausura, observó, en realidad no se aíslan, sino que comunican y mucho.

En el Evangelio de hoy Jesús, nos pide que “permanezcamos en su amor”. “Hay dos criterios, afirma Papa Francisco, que nos ayudarán a distinguir el verdadero del amor no verdadero”. El primer criterio es que el amor “está más en los hechos que en las palabras”: no es “un amor de telenovela”, una “fantasía”, historias que “nos mueven un poco el corazón pero nada más”. Está “en los hechos concretos”. “Jesús advertía a los suyos: ‘No son los que dicen ‘¡Señor, Señor!’, entrarán en el Reino de los Cielos, sino los que hacen la voluntad de mi Padre, que han observado mis mandamientos’”.

“Es decir, el verdadero amor es concreto, está en las obras, es un amor constante. No es un entusiasmo sencillo. También, muchas veces es un amor doloroso: pensemos en el amor de Jesús llevando la cruz. Pero las obras del amor son las que Jesús nos enseña en la cita del capítulo 25 de San Mateo. Pero quien ama hace esto: el protocolo del juicio. Tenía hambre, me diste de comer, etc.. Cosas concretas. También las bienaventuranzas, que son ‘el programa pastoral’ de Jesús, son concretas”.

“Una de las primeras herejías en el cristianismo, destaca el Papa, es la del pensamiento gnóstico” que hablaba de un “Dios lejano.. y no había concreción”. Sin embargo, el amor del Padre “ha sido concreto, ha enviado a Su Hijo… se ha hecho carne para salvarnos”.

Los monjes y monjas de clausura comunican y mucho. El segundo criterio del amor, prosiguió el Papa, es que “se comunica, no permanece aislado. El amor da de sí mismo y recibe, se hace de la comunicación que está entre el Padre y el Hijo, una comunicación que la hace el Espíritu Santo”.

“No hay amor sin comunicación, no existe el amor aislado. Pero alguno de vosotros puede preguntarme: ‘Pero Padre, los monjes y las monjas de clausura se han aislado’. Pero comunican y mucho: con el Señor, también con los que van a buscar una Palabra de Dios… el verdadero amor no puede aislarse. Si se aísla no es amor. Es una forma espiritualista de egoísmo, de permanecer encerrado en sí mismo, buscando su propio provecho… Es egoísmo”.

Por tanto, afirma Papa Francisco, “permanecer en el amor de Jesús significa hacer” y “capacidad de comunicarse, de diálogo, sea con el Señor sea con nuestros hermanos”.

“Es así de sencillo esto. Pero no es fácil. Porque el egoísmo, nuestro propio interés nos empuja y nos empuja para no hacer y para no comunicar. ¿Qué dice el Señor de los que permanecen en su amor? ‘Os he dicho estas cosas para que mi alegría esté en vosotros y vuestra alegría sea plena’. El Señor que permanece en el amor del Padre es gozoso ‘y si vosotros permanecéis en mi amor, vuestra alegría será plena’: una alegría que muchas veces viene junto con al cruz. Pero esa alegría, Jesús lo ha dicho, nadie os la podrá quitar”.

El Papa concluye la homilía con esta oración: que el Señor “nos dé la gracia de la alegría, esa alegría que el mundo no nos puede dar”.

ALETEIA

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones