Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Noticias Cultura

Un libro desvela el «enigma» de la Sábana Santa

  • Escrito por Redacción

sabana-santa--620x349

El periodista José Manuel García Bautista recopila en su última obra las investigaciones que se han realizado sobre una de las reliquias que más interés ha generado durante siglos

El periodista especializado en historia y misterio José Manuel García Bautista recopila en el libro «El enigma de la Sábana Santa» (Ediciones Luciérnaga) las investigaciones y opiniones que se han realizado sobre una de las reliquias que más interés ha generado durante siglos y a la que se atribuye haber sido el lienzo en el que fue envuelto el cuerpo de Jesucristo tras morir en la cruz.

«¿Es el rostro de Jesús de Nazaret el que se esconde tras las marcas de la Sábana Santa? ¿Qué posibilidades hay de que un lienzo del siglo I haya sobrevivido hasta nuestros días? ¿Por qué razón la Sábana Santa ha estado rodeada de tanta polémica casi desde que se tiene conocimiento de su llegada a Europa?», son algunas de las preguntas que el autor trata de responder.

La Sábana Santa se encuentra custodiada en la Catedral de San Juan Bautista (Turín). Su exhibición u ostensión se realiza únicamente en unas fechas concretas, y se muestra al público dentro de un relicario a prueba de elementos destructivos, tales como terremotos e incendios, aunque de éstos ya ha sobrevivido a varios, el último ocurrido la noche del 12 de abril de 1997.

En el lino se halla la impronta de un hombre de entre 1,80 y 1,82 metros de estatura y tiene una longitud de 4,36 metros de largo por 1,10 metros de ancho. Además, presenta unas marcas triangulares que ocupan ocho posiciones a izquierda y derecha del crucificado y que fueron provocadas por un incendio ocurrido en 1532 en el lugar donde se veneraba por aquella época: el Palacio Ducal de Chambéry, en Francia.

El segundo grupo de marcas que llama la atención son manchas semicirculares que se encuentran junto a las quemaduras triangulares y que fueron causadas por el agua que se vertió sobre el arca y el lienzo durante el primer incendio para reducir la temperatura del metal y evitar que más gotas de plata fundida cayeran sobre el lino.

Datación por radiocarbono

En 1988, la Iglesia encargó que se realizara una prueba de datación por radiocarbono, o prueba del carbono 14 (C-14) para determinar la edad real de la tela. El comunicado que emitió la Iglesia tras obtener los resultados señalaba que, con un grado de confianza del 95%, el tejido del Sudario correspondía a una fecha comprendida entre el año 1260 y el 1390, es decir, que sería bastante posterior a la muerte de Jesucristo. Sin embargo, tal y como cuenta el autor, la prueba abrió nuevos interrogantes y puso en duda la datación por radiocarbono.

Uno de los Papas que más ha defendido la Sábana Santa de Turín fue Juan Pablo II, que la catalogó de «reliquia» y que se refirió a la impronta que se contempla en la Síndone como «un reto a la inteligencia», ya que la ciencia no ha podido explicar satisfactoriamente cómo se formó, ni tampoco ha sido capaz de reproducirla, con las mismas características, en un laboratorio.

«Lo confieso: la Sábana Santa de Turín es uno de mis enigmas favoritos. Y lo es no tanto por la relevancia del personaje que supuestamente envolvió o por sus implicaciones religiosas y sociales, como por la contradicción que supone su existencia -apunta García Bautista-. Si resulta que la mortaja es auténtica, la génesis de la imagen que contiene resulta un desafío en términos científicos. Sería la materialización de un milagro, algo que, como el lector ya imaginará, la ciencia nunca querrá admitir».

ABC

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones