Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 13 ...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Noticias Terrorismo

Tres etarras niegan haber puesto una bomba en el INEM de Bilbao en 2006

  • Escrito por Redacción

4573898w-365xXx80

La fiscal Dolores Delgado pide por estos hechos 15 años de prisión para los tres miembros del comando Otazua, Iñigo Zapirain, Beatriz Etxebarria y Saioa Sánchez, todos ellos en la cárcel por diversos atentados

 Los etarras Iñigo Zapirain, Beatriz Etxebarria y Saioa Sánchez han negado hoy ante el tribunal de la Audiencia Nacional que les juzga haber colocado una bomba junto a una oficina del INEM de Bilbao en 2006, artefacto que estalló sin previo aviso y causó heridas a varios ertzainas.

La fiscal Dolores Delgado pide por estos hechos 15 años de prisión para los tres miembros del comando Otazua, todos ellos en la cárcel por diversos atentados.

Durante su declaración ante el tribunal, Zapirain y Etxebarria, que eran pareja cuando se produjo la explosión y vivían juntos, han negado que la tercera acusada, Saioa Sánchez, les captara para integrarse en el comando de ETA y les visitara en su domicilio para instruirles en el uso de explosivos.

Además, ambos se han retractado de sus declaraciones ante la policía y el juez instructor, alegando que se hicieron bajo tortura, unas denuncias por las que estuvo imputado un guardia civil, aunque finalmente se archivó el caso contra él.

Beatriz Etxebarria ha denunciado que los agentes la desnudaron, la tocaron y abusaron de ella en los cinco días que estuvo detenida antes de pasar a disposición del juez, y que cuando le habló al instructor de estas torturas, hizo "como quien oye llover".

Los dos han negado que Sánchez, que cumple condena actualmente en Francia, acudiera a su casa en el año 2005 para integrarles en ETA, lo que también ha sostenido la propia Sánchez, detenida en 2007 en el país galo y que, según ha dicho, se encontraba en ese país en el momento del atentado.

Durante el juicio, los tres etarras solo han permitido que su abogado les hiciera preguntas, en una vista que proseguirá mañana y en la que hoy la fiscal sí ha interrogado a los miembros de la Ertzaintza que acudieron a la oficina del INEM y a los guardias civiles que instruyeron luego el caso.

Los policías autonómicos han explicado que el artefacto explosionó sobre las dos de la madrugada, tan solo veinte minutos después de que un viandante avisara de que había una mochila con un cártel que ponía "Peligro Bomba" en la oficina del INEM de la calle Santutxu.

Los agentes se sorprendieron de que la bomba explosionara sin previo aviso en la madrugada del 29 de enero de 2006, un atentado que luego reivindicó ETA en un comunicado.

"No había llamada previa, nos sorprendió a todos, nos podía haber pillado perfectamente a medio metro", ha dicho uno de los ertzainas, que sufrió heridas en un oído por las que tiene un zumbido permanente que aún se trata.

Otro agente autonómico, también herido en la explosión, que ha calificado de "muy fuerte", ha explicado que el lugar donde colocaron la bomba era muy difícil de desalojar porque se trata de un barrio muy poblado y los vecinos estaban durmiendo.

Un guardia civil ha negado, por su parte, que se torturara a Sánchez y ha asegurado que su declaración ante el juez se produjo "con todas las garantías", al tiempo que ha aclarado que él resultó imputado por estas supuestas torturas pero el caso se archivó.

Respecto a la autoría del atentado, ha indicado que la acción terrorista coincide con las que llevaba a cabo el comando Otazua, especialmente porque se usó una mochila y porque llevaba un cártel avisando de que contenía una bomba, algo "muy identificativo" de este comando.

En la vivienda de la pareja de etarras en Bilbao se hallaron elementos para fabricar bombas, carteles con la inscripción "Peligro Bomba", así como manuales para confeccionar bombas, en uno de los cuales se encontraron huellas dactilares de Saioa Sánchez.

EFE

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones