Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
El gran encierro

El gran encierro

No, no me refiero ...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 04 ...

Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Noticias Opinión

EL VIRUS ÉBOLA

  • Escrito por Redacción

162

EL VIRUS ÉBOLA

Francisco Hervás Maldonado Coronel Médico en la Reserva - Experto en Defensa Biológica.

Interesante articulo sobre el virus del Ebola, el que nos envia para su publicación, nuestro colaborador el Coronel Medico D. Francisco Hervás Maldonado.

El virus del Ébola debe su nombre a un río congolés, donde en 1976 se describió el primer caso, aunque probablemente hubiera casos anteriores. Se trata de un filovirus (de aspecto filiforme, largo, al microscopio) ARN, similar al virus de Marburg, con el que se confundía antiguamente.

Su reservorio natural son unos murciélagos frugívoros (comedores de fruta) de la familia Pteropodidae. Afecta el virus a primates (sobre todo gorilas) y al ser humano, fundamentalmente. Sin embargo, no es descartable la contaminación de otros animales, como los cerdos (en granjas poco cuidadas, con presencia de murciélagos frugívoros).

La transmisión es a través de fluidos: sangre, saliva, sudor, lágrimas…

El periodo de incubación suele ser de una o dos semanas, aunque se han descrito casos con cuatro o cinco días e incluso con 21 días. Por tanto, el aislamiento o cuarentena de los individuos sospechosos de haber contactado con personas o animales enfermos, ha de ser de al menos tres semanas.

El género Ebolavirus es, como decimos, junto con los géneros Marburgvirus y Cuevavirus, uno de los tres miembros de la familia Filoviridae (filovirus). El género Ebolavirus comprende cinco especies distintas:

  •  - ebolavirus Bundibugyo (BDBV)

- ebolavirus Zaire (EBOV)

-  ebolavirus Reston (RESTV)

-  ebolavirus Sudan (SUDV)

-  ebolavirus Taï Forest (TAFV)

Las especies BDBV, EBOV y SUDV se han asociado a grandes brotes de EVE en Africa, al contrario de las especies RESTV y TAFV. La especie RESTV, encontrada en Filipinas y China, puede infectar al ser humano, pero hasta ahora no se han comunicado casos de enfermedad humana ni de muerte debidos a ella. De todas formas este virus – según el USAMRIID (instituto militar para investigación de las enfermedades infecciosas, de los Estados Unidos) – puede ser considerado como un potencial agresivo biológico. Eso mismo recogemos en nuestro Manual para Defensa de las Agresiones Bioterroristas (editorial CTO, 2011), del que me consta dispone la Guardia Civil en su unidad NBQR.

El virus del Ebola se transmite a los humanos por contacto estrecho con órganos, sangre, secreciones u otros líquidos corporales de animales infectados. En África se han documentado casos de infección asociados a la manipulación de chimpancés, gorilas, murciélagos frugívoros, monos, antílopes y puercoespines infectados que se habían encontrado muertos o enfermos en la selva. Posteriormente, el virus se propaga en la comunidad mediante la transmisión de persona a persona, por contacto directo (a través de las membranas mucosas o de soluciones de continuidad de la piel) con órganos, sangre, secreciones, u otros líquidos corporales de personas infectadas, o por contacto indirecto con materiales contaminados por dichos líquidos. Las ceremonias de inhumación en las cuales los integrantes del cortejo fúnebre tienen contacto directo con el cadáver también pueden ser causa de transmisión. Por eso, hace años se quemaban los cadáveres de personas o animales fallecidos sin causa conocida. Los hombres pueden seguir transmitiendo el virus por el semen hasta siete semanas después de la recuperación clínica, por lo que no se aconsejan las relaciones sexuales durante ese periodo.

De algún modo puede ser considerada una enfermedad de riesgo laboral, pues la infección del personal sanitario al tratar a pacientes con EVE ha sido frecuente cuando ha habido contacto estrecho y no se han observado estrictamente las precauciones para el control de la infección. No obstante, entre los trabajadores que han tenido contacto con monos o cerdos infectados por el RESTV se han registrado varios casos de infección asintomática. Por tanto, parece que esta última especie tiene una menor capacidad para provocar la enfermedad en el ser humano. Sin embargo, los datos recopilados al respecto solo se refieren a varones adultos sanos, y sería prematuro extrapolarlos a todos los grupos de población, como los pacientes inmunodeprimidos o con trastornos médicos subyacentes, las embarazadas o los niños. Son necesarios más estudios sobre el RESTV antes de que se puedan sacar conclusiones definitivas sobre su patogenicidad y virulencia en el ser humano.

Durante el período de incubación, que puede durar alrededor de una semana (rara vez hasta dos semanas) después de la infección, los síntomas abarcan:

- Artritis.

- Dolor de espalda (lumbago intenso).

- Escalofríos.

- Diarrea sanguinolenta.

- Fatiga.

- Fiebre.

- Dolor de cabeza.

- Malestar.

- Náuseas.

- Dolor de garganta.

- Vómitos sanguinolentos.

Los síntomas tardíos abarcan:

- Sangrado por ojos, nariz y oídos.

- Sangrado por la boca y el recto (hematemesis, rectorragia).

- Inflamación de los ojos (conjuntivitis sanguinolenta).

- Edema genital (labios y escroto).

- Aumento de la sensación de dolor en la piel.

- Erupción en todo el cuerpo que a menudo contiene sangre (hemorragia cutánea).

- Paladar con apariencia roja.

Si no mejora, suede haber signos y síntomas de:

- Coma.

- Coagulación intravascular diseminada (CID).

- Shock, que suele ser la causa de muerte.

Las pruebas diagnósticas más recomendables son:

- Fórmula, Recuento y Velocidad de Sedimentación Globular.

- Electrolitos.

- Estudios de Coagulación.

- Pruebas de función hepática (AST/GOT, ALT/GPT, GGT).

- Prueba de inmunoadsorción enzimática (ELISA).

- Pruebas de detección de antígenos.

- Prueba de seroneutralización.

- Reacción en cadena de la polimerasa con transcriptasa inversa (RT-PCR), que es la más recomendable, aunque también es cara.

- Aislamiento del virus mediante cultivo celular (solo si se dispone de bioseguridad 4).

Las muestras de los pacientes suponen un enorme peligro biológico, y las pruebas tienen que realizarse en condiciones de máxima contención biológica (bioseguridad 4).

El tratamiento no es específico. Se están evaluando antisueros obtenidos de ratones, como tratamiento experimental, pero de buenas perspectivas. Igualmente se está preparando una vacuna, que se piensa pudiera estar disponible a partir del 2015, si no surgen problemas inesperados. Pero en fin, hoy por hoy el tratamiento es sintomático.

Medidas de Prevención:

Control del virus del Ébola de Reston en animales domésticos.

No hay ninguna vacuna para animales contra el RESTV. Se considera que la limpieza y desinfección regulares (con hipoclorito sódico u otros detergentes) de las granjas de cerdos y monos es eficaz para inactivar el virus. Si se sospecha que se ha producido un brote, los locales deben ponerse en cuarentena inmediatamente.

Para reducir el riesgo de transmisión al ser humano puede ser necesario sacrificar a los animales infectados, supervisando estrechamente la inhumación o incineración de los cadáveres. La restricción o prohibición del movimiento de animales de las granjas infectadas a otras zonas puede reducir la propagación de la enfermedad.

Como las infecciones humanas han estado precedidas de brotes por RESTV en cerdos y monos, el establecimiento de un sistema activo de vigilancia de la sanidad animal para detectar casos nuevos es esencial con el fin de alertar de forma temprana a las autoridades veterinarias y de salud pública.

Reducción del riesgo de infección humana por el virus del Ébola

A falta de un tratamiento eficaz y de una vacuna humana, la concienciación sobre los factores de riesgo de esta infección y sobre las medidas de protección que las personas pueden tomar es la única forma de reducir el número de infecciones y muertes humanas.

En África, cuando se produzcan brotes de EVE, los mensajes educativos de salud pública para reducir los riesgos deben centrarse en varios factores.

- Reducir el riesgo de transmisión de animales salvajes al ser humano a consecuencia del contacto con murciélagos de la fruta o monos o simios infectados y del consumo de su carne cruda. Deben utilizarse guantes y otras prendas protectoras apropiadas para manipular animales. Sus productos (sangre y carne) deben estar bien cocidos antes de consumirlos.

- Reducir el riesgo de transmisión de persona a persona en la comunidad a consecuencia del contacto directo o estrecho con pacientes infectados, especialmente con sus líquidos corporales. Hay que evitar el contacto físico estrecho con pacientes con EVE y utilizar guantes y equipo de protección personal adecuado para atender a los enfermos en el hogar. Es necesario lavarse las manos con regularidad tras visitar a enfermos en el hospital, así como después de cuidar a enfermos en el hogar.

- Las comunidades afectadas por la EVE deben informar a la población acerca de la naturaleza de la enfermedad y de las medidas de contención de los brotes, en especial la inhumación de las personas fallecidas. Los enfermos que mueren por esta causa deben ser sepultados rápidamente y en condiciones de seguridad.

En África, las granjas de cerdos pueden participar en la amplificación de la infección debido a la presencia de murciélagos frugívoros. Deben implantarse medidas de bioseguridad para limitar la transmisión. En lo que respecta al RESTV, los mensajes educativos de salud pública deben centrarse en la reducción del riesgo de transmisión del cerdo al ser humano a consecuencia de prácticas poco seguras de cría y sacrificio, así como del consumo de sangre fresca, leche cruda o tejidos animales.

Deben utilizarse guantes y otras prendas protectoras apropiadas al sacrificar o manipular animales enfermos o sus tejidos. En las zonas en las que se han notificado casos de infección por RESTV en cerdos, todos los productos animales (sangre, carne y leche) deben estar bien cocidos antes de su consumo.

Control de la infección en centros de atención médica

La transmisión del virus del Ebola de persona a persona se asocia principalmente al contacto directo o indirecto con sangre o líquidos corporales. Se han notificado casos de transmisión al personal sanitario en situaciones en las que no se habían adoptado medidas apropiadas de control de la infección.

No siempre es posible identificar precozmente a los pacientes con EVE porque los síntomas iniciales pueden ser inespecíficos. Por este motivo, es importante que los profesionales sanitarios observen en todo momento y todos los centros las precauciones habituales en todos los pacientes, independientemente de su diagnóstico. Entre ellas se encuentran la higiene básica de las manos, la higiene respiratoria, el uso de equipos de protección personal (en función del riesgo de salpicaduras u otras formas de contacto con materiales infectados) y prácticas de inyección e inhumación seguras.

Los trabajadores sanitarios que atienden a pacientes con infección presunta o confirmada por el virus del Ebola deben aplicar, además de las precauciones generales, otras medidas de control de las infecciones para evitar cualquier exposición a la sangre o líquidos corporales del paciente y el contacto directo sin protección con el entorno posiblemente contaminado. Cuando tengan contacto estrecho (menos de 1 metro) con pacientes con EVE, los profesionales sanitarios deben protegerse la cara (con máscara o mascarilla médica y gafas) y usar bata limpia, aunque no estéril, de mangas largas y guantes (estériles para algunos procedimientos).

Quienes trabajan en el laboratorio también corren riesgo. Las muestras tomadas a efectos de diagnóstico de personas o animales con infección presunta o confirmada por el virus del Ebola deben ser manipuladas por personal especializado y procesarse en laboratorios adecuadamente equipados.

Información complementaria:

http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs103/es/

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/001339.htm

https://www.ndhan.gov/data/translation/Ebola%20Hemmorrhagic%20Fever-Spanish.pdf

http://www.webconsultas.com/salud-al-dia/ebola/ebola-8762

Patogenia de la infección por virus Ébola.

Una vez que el virus del Ébola ya ha tenido acceso al cuerpo, en principio se dirigirá a infectar monocitos, macrófagos y otras células del sistema mononuclear fagocítico (MPS), probablemente en los ganglios linfáticos regionales.

Algunas células infectadas del MPS migran a otros tejidos, mientras que los viriones liberados en el torrente sanguíneo o linfático infectan a los macrófagos (fijos o móviles) en el hígado, el bazo y otros tejidos de todo el cuerpo. Los viriones liberados de estas células del MPS proceden a infectar a las células vecinas, incluidos los hepatocitos, células de la corteza suprarrenal y fibroblastos.

Las células infectadas del MPS se activan y liberan grandes cantidades de citoquinas y quimocinas, incluyendo el TNF, lo que aumenta la permeabilidad del endotelio de revestimiento de los vasos sanguíneos. Las células endoteliales aparentemente se infectan por el virus en las últimas etapas de la enfermedad. Las citoquinas circulantes contribuyen al desarrollo de coagulación intravascular diseminada (CID), por la inducción a la expresión de células endoteliades de la superficie procoagulante y moléculas de adhesión y de la destrucción del tejido, resultado de las exposición de colágeno en el revestimiento de los vasos sanguíneos y la liberación de factor tisular.

Tiene lugar una lisis masiva de los lifocitos en el bazo, timo y nódulos linfáticos en las etapas tardías de la infección por el filovirus. Aunque no hay ninguna señal de que ellos mismos sean los linfocitos infectados y no mueren por apoptosis, tal vez inducida por las células de la superficie (vinculante de mediadores químicos liberados por las células del MPS) o por una proteína viral.

La citolisis masiva, la disfunción inmune, cambios de fluidos, coagulación microvascular y hemorragia intersticial, todos ellos juegan un papel importante en el desarrollo de shock y muerte.

http://virus-ebola.blogspot.com.es/2008/01/mecanismo-de-la-patognesis-del-virus.html

Comentarios   

en esta web
0 #1 en esta web 21-09-2014 11:50
Estados Unidos dice tener la vacuna contra la epidemia del
Ebola que azota a Africa aqui en esta web caesaremnostradamus.com/.../.. . lo advirtieron años antes
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones