Menu
  • 01
  • 02
  • 03
  • 04
  • 05
  • 06
  • 07
logo-circulo-ahumada
Sábados culturales en Benemérita al Día

Sábados culturales en Benemérita a…

SUMARIO SÁBADO 03 de...

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

MANIFESTACION DE ODIO EN ALSASUA

Miles de personas ...

Los majaderos de Alsasua

Los majaderos de Alsasua

Tras el acto terro...

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

POR SUS HECHOS LOS CONOCEREIS

A cada uno por los...

DOMINGOS BENEMÉRITOS

DOMINGOS BENEMÉRITOS

SUMARIO: DOMINGO 13 ...

Prev Next

hospimedicalpatrocinador

Noticias Actualidad

La Policía irrumpe en el rodaje de una película en el centro de Valencia

  • Escrito por Redacción

RODAJE

Una persona llama al 112 tras confundir una práctica de una escuela de cine y televisión con un atraco con rehenes en una tienda de Valencia

Una clase práctica de un curso de cine causó un gran revuelo en el centro de Valencia al irrumpir varias patrullas de la Policía Nacional en el rodaje de un cortometraje. El atraco ficticio de una joyería por parte de cuatro aspirantes a actores contó con una decena de auténticos policías, que acudieron al lugar tras ser alertados por el 112. Una confusión de un ciudadano desencadenó la actuación policial. El realismo de la escena, junto con el entusiasmo y el celo de los estudiantes encapuchados, equivocaron a la persona que llamó al teléfono de emergencias.

El aviso de un atraco con rehenes en una tienda de aderezos y peinetas de la calle Sanchis Bergón no era lo que parecía. La pareja de jóvenes que intimidaban con sendas pistolas no eran delincuentes, sino estudiantes de una escuela cercana de teatro, cine y televisión. La joyera tampoco estaba en peligro. Una profesora representaba el papel de víctima. Sin embargo, la policía no lo sabía. Nadie había pedido permiso al Ayuntamiento de Valencia para grabar un cortometraje.

Mientras los alumnos terminaban de grabar las últimas tomas, varias patrullas de la Policía Nacional tomaban posiciones en la calle para intervenir de forma inmediata. Eran las 12.20 horas del mediodía. Dos agentes con chalecos antibala fueron los primeros que se acercaron a la tienda. El profesor que grababa el cortometraje salió de inmediato para averiguar qué ocurría, pero el que hizo las preguntas fue un policía.

La explicación de que se trataba de una clase práctica de cine enojó y alivió al mismo tiempo a los agentes. La falta de un permiso para rodar obligaba a los policías a realizar diligencias, pero no tenían que enfrentarse a ningún atracador. "Todo ha sido un malentendido y lamentamos mucho lo que ha pasado. Nos hemos asustado todos un poco porque no sabíamos el motivo de tanta policía en la calle", afirmó Carmelo García, propietario de la tienda donde se grabó la película. "La verdad es que tengo que darle las gracias a la persona que ha llamado al 112 y a la policía también. Han venido enseguida y podría haber sido un atraco de verdad", añadió.

El comerciante accedió a dejar rodar a los estudiantes dentro de su tienda y estuvo presente en todo momento en la grabación. "Son unos chavales extraordinarios y muy buenos actores. Apuntan maneras", manifestó Carmelo. La policía identificó a todos los alumnos que estaban participando en el rodaje, así como a los dos profesores y al director de Off Escuela de Teatro y Cine. El propietario del establecimiento también tuvo que dar su número de DNI a los agentes.

Tras la reprimenda policial, los jóvenes recogieron la cámara y la pértiga de sonido y regresaron a su escuela. El incidente retrasó su proyecto de cortometraje, aunque tiene tiempo hasta el próximo viernes para finalizar el montaje de todas las imágenes. La película tendrá una duración de unos 10 minutos con la participación de 14 alumnos con edades comprendidas entre los 14 y 18 años.

La sinopsis del cortometraje versa sobre un grupo de jóvenes que perpetra un atraco en una joyería. Un psicólogo induce a los chavales durante una extraña terapia a cometer el robo y luego el individuo huye con el botín sin repartirlo entre sus compinches. "Los alumnos están haciendo un trabajo muy bueno. Muestran entusiasmo en cada escena y el guión es suyo", aseguró Ita Aagaard, profesora de interpretación en la escuela de cine.

Respecto al permiso para el rodaje, Aagaard matizó que la grabación se realizó en el interior de la tienda. "Hay que aprender de los errores, pero espero que este incidente se quede en una anécdota", agregó Pedro Giménez, director de la escuela.

LAS PROVINCIAS

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Benemérita al día

Actualidad

Cultura y Sociedad

Otras Secciones

Boletín de Noticias

SUSCRÍBETE >> Recibe gratis todas las noticias en tu correo
Términos y Condiciones