hospimedica2

El jefe del dispositivo policial de la Guardia Civil el 20-S asegura que Salvadó ordenó a su secretaria destruir documentos relativos a planes de desconexión y sobre el 1-O

salvado junqueras

El jefe del dispositivo policial explica que el 20-S en el despacho del entonces secretario de Hacienda de la Generalitat encontraron un documento con los títulos “escenario de guerra y escenario de guerrilla”

El guardia civil jefe del dispositivo policial que el 20-S detuvo a Lluis Salvadó y efectuó la entrada y registro en el despacho del entonces secretario Hacienda de la Generalitat de Cataluña aseguró este martes, durante su declaración como testigo ante el Tribunal Supremo, que aquel día a primera hora de la mañana, en una conversación telefónica, Salvadó le dije a su secretaria, Elisabet Terradas: “Entra al despacho, coge la pila de papeles que tienes encima de la mesa y tíralos al patio”.

En su declaración como testigo ante la sala del Tribunal Supremo que juzga a los líderes independentistas por la convocatoria y celebración del referéndum del 1-O, el guardia civil jefe del dispositivo policial de entrada y registro en el despacho del entonces secretario Hacienda de la Generalitat, Lluís Salvadó, explicó que el 20-S cuando llegaron al domicilio, sobre las ocho de la mañana, para efectuar su detención, Salvadó les comentó que estaba hablando por teléfono con Elisabet Terradas, su secretaria, quien le acababa de comunicar que la Guardia Civil se había personado en su despacho.

Posteriormente, explicó, los agentes comprobaron el contenido de esa conversación y efectivamente Terradas le informaba de la presencia de la Guardia Civil, ante lo que Salvadó le decía: “Entra al despacho, coge la pila de papeles que tienes encima de la mesa y tíralos al patio”. Ante esta afirmación las defensas protestaron por tratarse de un testimonio de referencia.

Preguntado por este asunto por el fiscal Javier Zaragoza, el testigo destacó que en el domicilio de Salvadó se encontraron “papeles, pendrives, algunos documentos con títulos como reparto de títulos activos y pasivos, catastro de Cataluña en la desconexión, bienes inmuebles del Estado en Cataluña… Había abundante documentación, pero no recuerdo más”. Posteriormente, ya en el despacho del entonces secretario de Hacienda, el testigo destacó que se encontró “abundante documentación” y que se “volcaron los correos corporativos del señor Salvadó, un documento en una carpetilla azul con los títulos 'escenario de guerra y escenario de guerrilla' ante las medidas jurídicas y financieras que podía tomar el Estado español ante Cataluña”.

Asimismo, había “documentos relativos a la organización del 1-O, secesión de la UE, medidas para obtener un reconocimiento internacional, medidas para llegar a un estado propio…. Todos esos documentos fueron registrados y guardados bajo llave”.

Además, continuó, “encontramos en una papelera unos folios rotos, se procedió a reconstruirlos, eran ocho folios en los cuales se podía leer escenarios posteriores al referéndum y que lo dividía en cuatro fases: noche electoral, recuento y proclamación formal acompañado de actos simbólicos, transitoriedad jurídica y proceso constituyente”.

El registro en el despacho de Salvadó terminó sobre las 18.00 horas, subrayó, y “poco antes de terminar escuchamos gritos y vítores” provocados, agregó, por la presencia del entonces vicepresident de la Generalitat, Oriol Junqueras. “Se presentó allí, le dijeron que Salvadó estaba detenido, que no podía tener contacto con él, nos hizo caso omiso, le abrazó y mantuvo una breve conversación con él en catalán”. El testigo indicó que Junqueras “estaba acompañado de unas 10 personas, que no supo identificar. Estaban grabando con el móvil, les dijimos que no podían acercarse al detenido, que estábamos haciendo un registro”.

Sobre este asunto, preguntado por las defensas, el agente de la Guardia Civil apuntó que el registro se produjo con total normalidad, “salvo por el incidente de Junqueras”, y que a la salida de la comitiva judicial “no tuvimos ningún impedimento”. En los exteriores de la Secretaría de Hacienda se estaba concentrando un numero importante de personas que en ese momento “se mantenían a distancia” y que “gritaban votaremos, fuera las fuerzas de represión, fascistas, golpistas…”.

Tras las acusaciones, llegó el turno de las defensas, requiriendo en alguna ocasión la intervención del presidente del tribunal, Manuel Marchena. El agente de la Guardia Civil fue preguntado por el abogado de Junqueras, Andreu Van Den Eynde, y por el de Sànchez, Turull y Rull, Jordi Pina, sobre si comunicaron al Colegio de Abogados de Barcelona las detenciones que se estaban produciendo. “Hicimos el comunicado y consta en las instrucciones”, aseguró el testigo.

Además, el testigo explicó que fue el encargado, por orden del instructor policial, de revisar el contenido de las grabaciones de varias cadenas de televisión durante el 20-S, que aproximadamente rondaban las “50, 60 u 80 horas”, comentó. Subrayó que “se hicieron capturas de pantalla de las partes más significativas”, las cuales identificó con “el asedio a la Conselleria”.

Sobre las concentraciones frente a Economía, destacó que “en los coches devastados se encontraron un bolso y una riñonera, los localizamos, se les tomó declaración, una de las personas dijo que se lo habían quitado, efectivamente había una denuncia, y otro señor había perdido la riñonera”, explicó, pero “el problema es que cuando visioné las grabaciones esa persona era una de las que más hostigaron a los miembros de la Guardia Civil mientras hacían su trabajo”, subrayó.


Imprimir   Correo electrónico